volatilidad
Reformas, el “mejor asidero” para sortear volatilidad: Peña
14 agosto, 2015
cuadras
‘Príncipe’ Cuadras defenderá supermosca por cuarta vez
14 agosto, 2015

Academia Mexicana de la Lengua recibe a nuevos miembros

Academia Mexicana de la Lengua recibe a nuevos miembros

El poeta Jaime Labastida, presidente de la AML, el ecólogo José Sarukhán, la filósofa Juliana González y el historiador Jean Meyer. Foto Yazmín Ortega

Por Merry MacMasters

México, DF. La filósofa Juliana González, el historiador Jean Meyer y el ecólogo José Sarukhán ingresaron como miembros honorarios a la Academia Mexicana de la Lengua (AML), en una sesión solemne realizada la noche del jueves en la Sala Ponce del Palacio de Bellas Artes.

El poeta Jaime Labastida, presidente de la AML, expresó que ésta tiene 36 miembros de número y 36 correspondientes en el interior de la república y en el extranjero, pero, sólo cinco miembros honorarios.

Aseguró que cada uno de estos últimos podría también serlo de número, pero “lo impide, acaso, su exceso de trabajo, el que realicen sus actividades fuera del país o el que estén ausentes de modo constantes. Sin embargo, la institución estima de todo punto necesario que formen parte de ella”.

De cada quien Labastida leyó una extensa semblanza. Se refirió a Juliana González como “una filósofa rigurosa y audaz, al propio tiempo”. “La base de la ética es la libertad: ésta es la condición ontológica del hombre y el pilar de la ética de Juliana González”, agregó.

Al leer su discurso, El cuerpo humano, sede del lenguaje, González compartió “unas cuantas ideas filosóficas actuales acerca del lenguaje”. Asentó: “El lenguaje, en fin es ‘verbo’. Teológicamente, Verbo (con mayúsculas) fue el término para cualificar la energía creadora divina. Afirmar que ‘en el principio era el Verbo’, y que a través de la palabra se crea el mundo, indica que la palabra no fue posterior al hecho, sino la creadora del hecho”.

Sin embargo, “para la filosofía, la ciencia y el pensamiento laico, el fenómeno es lo contrario: la carne se hace verbo; es el que habla, el que se expresa, piensa, siente, verbaliza su existencia”.

José Sarukhán, por su parte, considerado por Labastida “el más importante de todos los darwinistas mexicanos”, manifestó su deseo de corresponder al honor de su elección como miembro de la AML con su participación en resolver cuestiones de su campo en los cuales este cuerpo colegiado recibe numerosas consultas y preguntas de miembros de la sociedad mexicana.

Para Jean Meyer su ingreso a la AML es “una confirmación final de que soy mexicano”.