Arquera Karla Hinojosa obtiene bronce en JP
18 julio, 2015
Reconocen aspirantes a maestros “escasa” posibilidad de una plaza
18 julio, 2015

Desde Uxmal anuncian el Festival Internacional de la Cultura Maya

Desde Uxmal anuncian el Festival Internacional de la Cultura Maya

La Pirámide del Adivino de Uxmal congregó a personajes durante el anuncio de la edición de este año del encuentro sobre la civilización maya. Foto Rodrigo Díaz Guzmán/ La Jornada Maya

Paul Antoine Matos

La Pirámide del Adivino, en la zona arqueológica maya de Uxmal, sirvió de fondo para que el proyecto de Jorge Esma Bazán se presentara por cuarta vez.

Entre ritmos caribeños y el sonido del caracol prehispánico se anunció el Festival Internacional de la Cultura Maya 2015 (FICMaya).

El camino que conduce hacia la Pirámide del Adivino fue matizado por hombres y mujeres ataviados con huipiles y atuendos mayas, mientras tocaban el tunkul –tambor maya– y exclamaban frases en esa lengua.

Una familia prehispánica daba la bienvenida a los visitantes, con un niño en clara situación incómoda ante las miradas.

La amenaza de lluvia sólo impidió ver en el firmamento las estrellas y los planetas que la civilización maya estudiaba hace un milenio. Chac permitió la celebración del acto.

La mayahablante Minelia May Interián y el x’men Tiburcio Can May hablaron sobre la cosmogonía de la civilización maya.

Al terminar, irrumpieron los aplausos de quienes hablan la lengua de Minelia May y Tiburcio, que después fueron reproducidos por aquellos que no entienden el maya.

Jorge Esma Bazán subió al escenario. Al pie de la pirámide resaltada por un color púrpura, el promotor cultural agradeció a los presentes: al gobernador de Yucatán, Rolando Zapata Bello; al viceministro de Cultura de Cuba, Fernando Rojas Gutiérez; al compositor yucateco Armando Manzanero y al cantatutor cubano Amaury Pérez.

Esma Bazán rindió un agradecimiento especial al fallecido ex gobernador de Yucatán Víctor Cervera Pacheco, a quien definió como impulsor de la zona arqueológica de Uxmal.

La participación del director del FICMaya se limitó a expresar agradecimiento a personajes de la política y la cultura.

Fernando Rojas Gutiérrez, quien agradeció la invitación a Cuba para participar en el festival, subrayó el intercambio cultural entre Yucatán y el país isleño, además de presentar a la gran sorpresa de la noche: Amaury Pérez.

El trovador cubano comentó que decidió convertirse en músico tras escuchar un disco con canciones comoSomos novios. Armando Manzanero es el autor de ese material.

Tras señalar al compositor yucateco como su inspiración para ser músico, Amaury Pérez tocó dos de sus éxitos en la trova, uno de los momentos que marcaron la velada ante la emoción del público.

Siguió la presentación de los actos especiales que se desarrollarán en el Festival Internacional de la Cultura Maya.

Las mujeres que participaron invitaron a Armando Manzanero a decir unas palabras, mientras sus canciones eran interpretadas por ellas.

El autor yucateco se sintió orgulloso de sus orígenes mayas y, entre bromas por su estatura y el calor en la entidad, expresó que en Uxmal se redescubre que el corazón de los yucatecos está alimentado por las piedras del Mayab.

Cultura viva y vigente

En representación de Rafael Tovar y de Teresa, presidente del Consejo Nacional para la Cultura y las Artes, habló Saúl Juárez Vega, quien resaltó que la cultura yucateca representa un continuo enfrentar la vida más allá del mundo material.

Un espacio ganado para la cultura es un espacio que pierde la violencia, expresó y ubicó al FICMaya entre los tres más importantes de México y uno de los más relevantes de Latinoamérica.

Zapata Bello manifestó que la maya es una cultura viva, contemporánea y vigente. Resaltó la importancia de que los estudios realizados sobre esa civilización prehispánica alrededor del mundo se concentren en un solo lugar.

La Orquesta Sinfónica Esperanza Azteca, de Progreso, cerró la presentación del FICMaya.

A pesar de los mosquitos y la humedad de la selva tropical, los personajes de la política y las artes yucatecas se mantuvieron abajo de la Pirámide del Adivino durante las casi dos horas que duró el acto.

El 16 de octubre será la inauguración del Festival Internacional de la Cultura Maya, que en palabras de Zapata Bello, trae la esperanza de ser mejores.