buque
Marina rescata buque encallado en Colima por efectos de ‘Patricia’
25 octubre, 2015
Santos de Soledad y guerreras Fca’s formalizan convenio
25 octubre, 2015

Por primera vez, París Photo mostrará lo más destacado del colombiano Leo Matiz

matiz

La red. Ciénega Grande, Colombia, 1939Foto ©Alejandra Matiz

matiz

La red. Ciénega Grande, Colombia, 1939Foto ©Alejandra Matiz

Merry MacMasters

La obra del reconocido fotógrafo colombiano Leo Matiz (1917-1998) se exhibirá por primera vez en París Photo 2015, en el Grand Palais de la ciudad luz, del 12 al 15 de noviembre.

Para la ocasión se mostrarán dos de los trabajos más representativos del artista nativo de Aracataca: Macondo visto por Leo Matiz, registro visual del Caribe colombiano, y Los fuegos de la libertad, estampas realizadas por el fotorreportero en el París liberado de la ocupación nazi en 1945.

La primera serie, cuyo título se refiere al Macondo de Gabriel García Márquez, ofrece una imagen profunda e inédita de los orígenes y las raíces culturales que han construido la nacionalidad colombiana. Coloca felizmente en evidencia que ese territorio de lo inesperado y de lo maravilloso no sólo transcurre en el espacio literario de la ficción, sino que es una realidad tangible y memorable en el lente del fotógrafo que de allí proviene.

Macondo visto por Leo Matiz está integrada por 44 fotografías vintage que sintetizan la visión del artista sobre el trópico y el área cultural del Caribe, que fueron realizadas durante sus correrías entre los años 30 y 50 del siglo pasado, como reportero gráfico por la costa norte de Colombia.

Los fuegos de la libertad, compuesta por 56 imágenes vintage realizadas por Matiz el 14 de julio de 1945, revelan escenas inesperadas de la liberación de París tras la ocupación nazi. En ellas el fotógrafo latinoamericano captura la sensación de alegría que se respiró en las calles de la capital francesa al enfocar su lente hacia los fuegos artificiales que iluminaron el cielo nocturno de laciudad luz en ese momento histórico.

Dicha serie permite descubrir también que Matiz buscó la belleza en la geometría y, a siete décadas de distancia, sus imágenes comunican por medio de los fuegos artificiales de la liberación de París, una sugestiva alegoría visual de la guerra.

La exhibición del Grand Palais se realiza en conjunto con la Fundación Leo Matiz y la galería mexicana Grafika La Estampa. París Photo es la feria internacional de fotografía más relevante de Europa. En esta ocasión 142 galerías del mundo fueron seleccionadas para la presente edición.

Creada en 1998 en la ciudad de México, la fundación cuenta con un acervo de 66 mil 315 positivos –antiguos y contemporáneos–, imágenes publicitarias y caricaturas, además de 117 mil 516 negativos y transparencias. Su misión consiste en difundir y preservar la obra de quien es considerado uno de los protagonistas de la fotografía latinoamericana en el siglo XX.

La presidenta vitalicia de la fundación es Alejandra Matiz, quien se ha dedicado a preservar el legado de su padre y acercarlo a un público internacional, de la misma forma que éste viajó por los cinco continentes.

Las fotografías de Leo Matiz son versátiles y variadas en sus temáticas. Su acervo comprende desde composiciones abstractas e imágenes de la naturaleza, hasta retratos de celebridades, artistas y políticos, o de campesinos, pescadores, artesanos y músicos populares.

Disfruté el oficio de la fotografía porque estaba dominado por el ansia de conocer. De niño sólo observaba. Cuando descubrí la fotografía, y aún ahora, pienso que he observado previamente. Soy un observador de la naturaleza, declaró Matiz.