ex patrona
Detienen a sujeto a unos minutos de haber robado a su ex patrona
1 septiembre, 2015
woow el gallego
Mantienen vigilancia sobre “El Gallego”
1 septiembre, 2015

Presentan la obra “Bola de carne” en el teatro el Rinoceronte Enamorado

bola de carne

El Teatro El Rinoceronte Enamorado recibe a la invitada del mes de Septiembre “ Bola de carne ” una creación escénica de Micaela Gramajo y Bernardo Gamboa. Esta obra se plantea como la disección moral de un crimen. Confusos juegos de poder. Psicología de clase. Se cuenta una historia violenta interrumpida por ensoñaciones, cortada por razones filosóficas que devienen en vacío.  Los personajes de la obra son un guiño obvio a “Tito Andrónico” de William Shakespeare: Lavinia es iniciada por sus criados godos-indios en el arte de cazar puercos con cuchillo y perros.  Demetrio es acusado de cometer un crimen. El escenario es un tribunal y el espectador un juez moral. Un cerdo domesticado toma el té. Los actores de este espectáculo son racistas. Demetrio defenderá su derecho a usar su fuerza. Tito también. ¿Qué pasó con Lavinia? Noam Chomsky y Michel Foucault se enfrentan entre torres de libros de donde nacerán bolas de carne. Los animales salvajes no están en el mundo para ser domesticados. Se les puede eliminar, pero domesticarlos es criminal.

El sistema de esta puesta en escena, apuesta por la fragmentación y resquebrajamiento de los sistemas de narración lineal. Y esto parte de la consideración de los creadores escénicos Gramajo y Gamboa, de que la mente suele tener una naturaleza caleidoscópica, es decir, que a través de cierta provocación temática central, es capaz de descubrir nuevas imágenes, saltar e interrelacionar emociones y conceptos paralelos a ese hilo conductor que los detona. Entonces el teatro debe ser capaz también de reflejar esa naturaleza del pensar, rica en posibilidades. Libertina. Buscar su liberación de lo estrictamente dramático, aceptando así un cambio de paradigma en los modos del pensamiento y la conducta. Boxear contra la unidad que pretende controlarlo todo.

“Bola de Carne” ha seguido un proceso arduo de investigación escénica, surgida de la intención por ofrecer al espectador un momento vital y estremecedor; que se ha presentado en diversos foros de la ciudad de México y en otros Estados. Por ello, cabe aprovechar la breve estadía en tierras potosinas de este espectáculo vibrante que resulta tanto necesario como estimulante en momentos convulsos de nuestra realidad.