Sin identificar, 644 cuerpos por muerte violenta en Jalisco
20 septiembre, 2018
Tres nuevos expulsados de la UNAM; suman 25
20 septiembre, 2018

El gobierno de EU perdió el rastro de 1,488 niños migrantes

El presidente estadunidense, Donald Trump, dijo ayer que en breve dará a conocer nuevas políticas migratorias “que van a sorprender”. La imagen, de archivo, en la frontera entre México y San Diego.Foto: Afp

Dpa, Afp y Ap

Washington. La administración del presidente Donald Trump perdió el rastro de mil 500 niños inmigrantes que entraron ilegalmente al país este año y que fueron entregados a familiares u otros adultos como tutores, informó este miércoles el diario The New York Times.

De los 11 mil 254 menores que el Departamento de Salud y Servicios Humanos ha entregado a tutores en lo que va del año, se desconoce el paradero de mil 488.

Las cifras ofrecidas por el rotativo son las que el subcomité de investigaciones de Seguridad Nacional del Senado entregó al Congreso esta semana y se basan en el resultado de llamadas de seguimiento hechas entre abril y junio.

“Estos niños no están perdidos. Sus tutores –que son generalmente padres o familiares, y que en todos los casos han sido sometidos a una investigación previa para descartar un trasfondo criminal y asegurar que pueden ocuparse de ellos– simplemente no respondieron o no pudieron ser localizados cuando se hicieron las llamadas”, explicó una vocera del Departamento de Salud y Servicios Humanos.

No es la primera vez que se da una situación semejante. En abril, el mismo departamento reconoció no saber dónde se encontraban mil 475 menores, que el año anterior sacó de albergues bajo su jurisdicción, y que entregó a familiares u otros tutores.

Los nuevos datos se conocen tras la crisis por la separación de familias en la frontera con México, con la que el gobierno de Trump intentó desincentivar la llegada de indocumentados al país desde el vecino del sur y la cual causó una oleada de indignación mundial.

En una entrevista transmitida este miércoles, Trump declaró al sitio de Internet Hill Tv que el memorial del 11 de septiembre en Shanksville, Pensilvania, renovó su determinación de trabajar por la construcción de un muro fronterizo con México.

En referencia al Memorial Nacional del Vuelo 93, el presidente dijo que “ellos construyeron este muro glorioso donde cayó el avión en Pensilvania, Shanksville (…) lo que hicieron es increíble”.

Además, el mandatario dijo a Hill Tv que planea poner en marcha nuevas políticas de inmigración. Dijo que en las próximas dos semanas va a hacer cosas “que los van a impresionar mucho”.

En lo que pareció una medida de presión para que el fiscal general, Jeff Sessions, renuncie, Trump señaló: “No tengo fiscal general. Es muy triste porque él (Jeff Sessions) vino a mí. Fue el primer senador en apoyarme y quería ser fiscal general”, añadió.

Trump criticó a Sessions por recusarse de participar en la indagatoria sobre la posible colusión de Rusia con la campaña del presidente para influir en las elecciones de 2016.

El 2 de marzo de 2017, Sessions anunció oficialmente que no supervisaría o participaría en la investigación sobre Rusia, ahora en manos del fiscal especial Robert Mueller, palabras que causaron malestar en Trump.

En otro orden, el mandatario estadunidense prometió “ciento por ciento” de ayuda al visitar zonas del sudeste del país que fueron devastadas por el huracán Florence.

“Las inundaciones son históricas, difíciles de creer”, aseguró Trump al reunirse con socorristas en la base militar de Cherry Point, Carolina del Norte, a unos 30 kilómetros del lugar donde el huracán tocó tierra el viernes pasado.

“Lo que tengamos que hacer a nivel federal ahí estaremos al ciento por ciento”, afirmó en rueda de prensa Trump, quien también tenía previsto visitar Carolina del Sur.

Las Carolinas y Virginia fueron los estados más golpeados por Florence, que provocó “catastróficas” inundaciones, además de 40 muertos, entre ellos varios menores, y daños por miles de millones de dólares, informaron las autoridades.

En cuanto al nominado a la Corte Suprema, Brett Kavanaugh, Trump dijo que la Casa Blanca y los simpatizantes republicanos de éste, tendrán que “tomar una decisión” más adelante si la mujer que lo acusa de atacarla sexualmente hace décadas ofrece una presentación convincente ante los senadores encargados de la ratificación.

Los republicanos han programado una audiencia para el próximo lunes en el Comité de Asuntos Jurídicos del Senado en la que supuestamente se presentarán Kavanaugh y la mujer que lo acusa, la profesora de sicología Christine Blasey Ford. Con el apoyo de los demócratas, Ford ha dicho que primero quiere que la Oficina Federal de Investigaciones investigue el presunto ataque, en el que según ella Kavanaugh la sujetó contra una cama y trató de desvestirla durante una fiesta de secundaria.

JSL
JSL