La cancillería le ofrece asistencia a Humberto Moreira
16 enero, 2016
revisión al alza
Descarta BdeM medidas no ortodoxas para apuntalar el peso
16 enero, 2016

Necesario, el sector privado para impulsar a Pemex: Peña

El presidente Enrique Peña Nieto encabezó en Jocotitlán, estado de México, la inauguración de la fábrica de paneles solares Iusasol y de la central solar fotovoltaica Don AlejoFoto Notimex

Rosa Elvira Vargas

Jocotitlán, Méx.

Durante la época en la que sólo el gobierno se hacía cargo de las inversiones en la industria energética del país, los mexicanos tuvimos que hacernos cargo de una deuda acumulada para poder impulsarla, señaló el presidente Enrique Peña Nieto. Por ello, destacó la ventaja de dar participación al sector privado para promover ese sector.

Aplicar recursos para extraer hidrocarburos y detonar inversión y empleo para el desarrollo del país “no podía sólo estar en el gobierno, (pues) de lo contrario hubiésemos tenido que recurrir –y más ahora, como vemos los precios del petróleo– a niveles de endeudamiento que ya hubo en el pasado, y sabemos qué ocurrió con ello”, añadió el mandatario.

En una nueva visita al estado de México, esta vez para inaugurar una fábrica de paneles solares y la primera etapa de una central solar fotovoltaica, ambas propiedad de la familia Peralta, Peña Nieto defendió la reconfiguración de Petróleos Mexicanos (Pemex) como empresa productiva del Estado, porque así seguirá siendo más grande, eficiente, transparente, más productiva, en competencia con el capital de particulares, y todo ello para beneficio de la sociedad y el potencial que el país habrá de proyectar al mundo entero.

Acompañado de su esposa Angélica Rivera y de los titulares de Energía, Pedro Joaquín Coldwell, y de Economía, Ildefonso Guajardo, así como del director de la Comisión Federal de Electricidad (CFE), Enrique Ochoa Reza, el mandatario reiteró el compromiso de producir electricidad con fuentes de energía más limpias.

Indicó que en 2015 la CFE disminuyó en 48 por ciento el uso de combustóleo y lo sustituyó por otros insumos, reduciendo las emisiones contaminantes de carbono en prácticamente 45 por ciento. Después de la reforma energética, aseveró, Pemex y la CFE serán impulsadas para producir de forma más eficiente y barata, aseguró.

Además, dijo Peña Nieto, con la aprobación de la Ley de Transición Energética, el país refuerza sus metas de producir el 25 por ciento de su electricidad con energías limpias en 2018. En 2021 deberá elevar ese porcentaje a 30 por ciento y en 2050 alcanzar 60 por ciento.

En presencia del líder del Sindicato Único de Trabajadores Electricistas de la República Mexicana, Víctor Flores, felicitó a los trabajadores electricistas y petroleros, porque han hecho suya la reforma. Ellos entienden muy bien esta transición, este cambio emblemático, paradigmático, que México impulsa en estas dos grandes industrias productivas del Estado.

A la ceremonia acudieron legisladores, políticos y alcaldes mexiquenses, así como empresarios. El gobernador Eruviel Ávila refirió a su vez el compromiso de su administración en favor del medio ambiente.

Como ejemplo mencionó las líneas del Mexibús, el sistema teleférico y el tren interurbano México-Toluca, con las que se evitará, dijo, que el medio ambiente reciba más de 450 mil toneladas de bióxido de carbono.

Al principio de su mensaje, el presidente Peña bromeó acerca de sus frecuentes visitas a la tierra donde fue gobernador y la posibilidad de ya no hacerlo con la misma asiduidad. Pero dijo que la respuesta del gobernador Ávila Villegas fue que en proporción a la población de ésta y las otras entidades,usted apenas ha visitado el estado de México en el promedio de lo que ha estado en el resto del país. Y el argumento lo convenció, dijo.