El mítico Robert de Niro cumple 75 años
17 agosto, 2018
Invitan a menores a participar en el torneo Gran Slam Paola Longoria Experience
17 agosto, 2018

Barcelona recuerda con pesar el atentado de Las Ramblas

Se cumple un año del atentado terrorista perpetrado en Barcelona. Foto: Ap

Armando G. Tejeda

Madrid. Barcelona recordó como hace un año, alrededor de las cinco de la tarde, el reloj se paró en la capital catalana: un ciudadano de origen marroquí y que supuestamen-te pertenecía al Estado Islámico circuló a más de cien kilómetros por hora más de 500 metros de la zona peatonal de la céntrica y turística calle de la Rambla de Cataluña. Fue el peor atentado en la historia de la ciudad, con un saldo de 15 muertos y 131 heridos. Por eso se recordó con pesar y con un mensaje de “paz” y de “fraternidad” con las víctimas y sus familiares.

El que pretendía ser un acto en el que sólo se recordara a las víctimas y se denun-ciara la barbarie de este tipo de atentados, finalmente no pudo evitar la polémica por la disputa política que mantienen desde hace varios años los independentis-tas catalanes con el Estado español, en su afán de declarar la secesión. Al acto estaban invitados los principales cargos del país, encabezados por el Rey Felipe VI, el presidente del gobierno, el socialista Pedro Sánchez, y los presidentes del Congreso de los Diputados y del Senado, Ana Pastor y Pío García Escudero, respectivamente.

El acto, que se celebró en el centro de la ciudad, precisamente donde hace un año dejo un reguero de muertos y heridos la supuesta célula islamista, buscó situar en el primer plano a las víctimas y sus familiares, que ocuparon la primera fila y que centraron la mayor parte de los discursos y palabras públicos. Pero la ten-sión política se hizo presente; primero con una inmensa pancarta que se podía ver desde todos los puntos del acto, en la que se leía que el Rey Felipe VI “no es bienvenido” (en inglés), una situación que además de provocar el malestar en la delegación de cargos públicos que viajó de Madrid también preocupó porque su-puestamente ponía en riesgo la seguridad de los presentes, una vez que generaba un punto ciego para los servicios de seguridad.

Durante el acto también se abucheó a la delegación del derechista Partido Popular (PP) y en algunos momentos de la lectura del manifiesto se escucharon gritos a favor del Rey y de España, pronunciados por un grupo de unionistas que acudie-ron al acto con banderas españolas. También se registró un conato de enfrenta-miento en la misma calle de las Ramblas, donde se perpetró el atentado, entre ciudadanos a favor de la unidad de Cataluña con España y un grupo de indepen-dentistas que también portaban carteles contra la presencia del Rey en la ciudad. Pero fueron enfrentamientos breves y fugaces, que neutralizaron de inmediato los agentes antidisturbios que se desplegaron a lo largo de la calle.

El homenaje inició con la interpretación de El Cant dels Ocells, un himno de la paz que popularizó el chelista catalán Pau Casals y que han interpretado quince alumnos violoncelistas de escuelas municipales de Barcelona, al que ha seguido la lectura de un fragmento de un poema de John Donne, “Devociones sobre situa-ciones inesperadas”, leído por ocho jóvenes que profesan distintas religiones en las ocho lenguas de las víctimas del atentado.

El comunicado, que fue leído por la periodista Gemma Nierga, resaltó que Barce-lona es una “ciudad de paz. Barcelona los acoge y los quiere acompañar en el do-lor. Queridas familias que han sufrido tanto y que tanto sufren, acabamos este acto, pero no dejaremos de acompañarlos, porque queremos la paz, pero no queremos la indiferencia”.

JSL
JSL