El sábado ratificará el PRI candidatas a alcaldías de SLP y Soledad
19 marzo, 2018
Comisión de Fiscalización del INE aprueba multas en todas las precampañas
19 marzo, 2018

Consultora que apoyó a Trump, presente en varios procesos electorales del mundo

La consultora robó datos de millones de usuarios, por lo que se le atribuye la caída de Wall Street, este lunes. Foto Afp

David Brooks, corresponsal 

Nueva York. Cambridge Analytica, la consultora política que se atribuye el triunfo de Donald Trump, no sólo ha usado datos personales de millones de personas obtenidos de Facebook sin permiso, sino también sobornos, chantaje y prostitutas en su trabajo secreto en más de 200 elecciones alrededor del mundo, incluyendo en México.

El ejecutivo en jefe de la consultoría ya conocía México desde antes de fundar Cambridge Analytica junto con el ex estratega de Donald Trump Steve Bannon y un multimillonario derechista. El británico Alexander Nix inició su carrera profesional como analista financiero de Baring Securities en sus oficinas en México antes de retornar a la matiz de Cambridge, Strategic Communications Laboratories (SCL), en Reino Unido en 2003.

La revelación el pasado viernes de que Cambridge Analytica “cosechó” las cuentas personales de decenas de millones de usuarios de Facebook sin autorización ha llevado a que legisladores estadunidenses pidan “una investigación a fondo” mientras que la empresa ya está en las miras de la investigación encabezada por el fiscal especial Robert Mueller, y, del otro lado del Atlantico, también está bajo investigación en Inglaterra por sus papel en el referéndum del Brexit.

Las acciones de Facebook sufrieron hoy un desplome de alrededor del 7 por ciento en la Bolsa de Valores, equivalente a aproximadamente 40 mil millones de dólares de su valor de mercado y su fundador Mark Zuckerberg y otros directivos están enfrentando una crisis de relaciones públicas y polìticas como resultado de las revelaciones. Esta noche se divulgó que el oficial en jefe de seguridad de información de Facebook, Alex Stamps, se retirará de la empresa después de desacuerdos internos sobre el papel de la empresa en controlar la difusión de desinformación.

Mientras tanto, todo esto ha intensificado la preocupación sobre si esto se ha empleado en otras partes del mundo (aproximadamente un tercio de la población mundial tienen una cuenta en Facebook), y en qué elecciones y cómo operó esta empresa.

Una investigación encubierta de Channel 4 News (Gran Bretaña) reveló hoy que esta empresa especialista en la manipulación digital de elecciones no se limita a sólo eso, sino también cosas mucho más antiguas en el mundo del poder, como sobornos y chantaje al crear situaciones comprometedoras para políticos, incluyendo el uso de trabajadoras sexuales -pero en combinación con el internet.

Los jefes de Cambridge Analytica fueron grabados secretamente por video en unas tres reuniones con quien pensaban era un representante de un cliente potencial (un rico de Sri Lanka que deseaba manejar a políticos en su país) pero quien realmente era un reportero encubierto. Las reuniones se realizaron en hoteles de lujo en Londres entre fines de 2017 y inicios de este año, donde los ejecutivos explicaban sus servicios.

Alexander Nix explicó a su potencial cliente cómo su empresa opera secretamente en campañas electorales en varias partes del mundo, incluyendo a través de subcontratistas o una red de empresas fantasma, o en otras ocasiones sencillamente presentandose como “estudiantes haciendo proyectos de investigación” o “turistas”.

Ya que muchos de los clientes “no quieren ser vistos trabajando con una empresa extranjera”, explicó que frecuentemente se establecen “identificaciones y sitios de Web falsos…… Tengo mucha experiencia en esto”.

A veces, para ciertas operaciones, se subcontrata con empresas de ex espías británicos e israelíes, quienes han logrado hacer tareas en varios países “sin que nadie se dé cuenta de que estaban ahí”, explica orgullosamente Nix.

Preguntado por el “cliente” sobre qué servicios ofrecían para obtener información privada que se podía usar contra opositores políticos, Nix comentó que en algunos casos se envía a alguien que pretende ser un inversionista en bienes raíces, a través del cual “ofrecemos un monto grande dinero al candidato para financiar su campaña a cambio de terrenos, por ejemplo, y grabaremos todo, borraremos la cara del nuestro, y lo subimos al Internet”. O también está la posibilidad de que se puedan “enviar algunas chavas a la casa del candidato” señalando muy fríamente que las “ucranianas son muy bellas; encuentro que eso funciona muy bien”.

Otro ejecutivo, Mark Turnbull, director administrativo del brazo de política global de Cambridge Analytica (CA Policial Global), explica cómo, una vez que se obtiene información dañina contra opositores, se sube de manera discreta a las redes sociales y el Internet: “Lo ponemos en la vía sanguínea del Internet, y entonces, nada más observamos cómo crece, dándole un empujoncito cada rato…. Tiene que ocurrir sin que nade piense, ‘eso es propaganda’, porque en el momento que piensas eso…. la próxima pregunta es ‘quién lo colocó’”.

Al despedirse al final de una de las reuniones, Nix comenta a su potencial cliente que “estamos acostumbrados a operar a través de diferentes vehículos, en la sombras”.

En las reuniones, los ejecutivos informaron que Cambridge Analytica y SCL había trabajado en más de 200 concursos electorales alrededor del mundo, incluyendo en México, Argentina y Brasil – “esa fue grande”, dice Turnbull -como también en India, República Checa, Nigeria y Kenia. En esa última detallan cómo participaron en las dos últimas elecciones del presidente Kenyatta, incluso hasta elaborando su plataforma política.

El reportaje -el cual es la segunda de tres partes sobre Cambridge Analytica, se puede ver aquí: https://youtu.be/mpbeOCKZFfQ.

Poco después de su transmisión, un vocero de la empresa rechazó las alegaciones del uso de maniobras ilegales u no éticas, y que “no usa material no verídico para cualquier propósito”.

Esta controversia estalló el viernes después de que y The Observer de Londres y el New York Times revelaron que, a partir de las elecciones intermedias de 2014 en Estados Unidos, Cambridge Analytica ”cosechó” información personal y privada de más de 50 millones de usuarios de Facebook sin el permiso de ellos, en lo que es una de las filtraciones de datos más grande en la historia de la empresa. Con el acceso a los datos de Facebook, la empresa logró explotar la actividad de medios sociales de un enorme segmento del electorado, y con ello desarrolló su estrategia para la elección de Trump en 2016. [http://bit.ly/2ppa2hD].

La empresa fue contratada por la campaña de Trump por recomendación de Jared Kushner, yerno del ahora presidente, y Bannon, quien entonces estaba en la junta directiva de Cambridge Analytica.

Quien guió el trabajo de la empresa para la elección presidencial de 2016 fue Brad Parscale, entonces el director digital de la campaña de Trump y ahora recién nombrado como el encargado de la campaña de reelección del presidente en 2020.

Por ahora, no se sabe si la empresa será contratada de nuevo por Trump, y algunos señalan que, con todas estas revelaciones, muchos clientes posiblemente se distanciaran y que su director, Nix, podría perder su corona como uno de los reyes del imperio poltiico-digital.

Por ahora, no se conocen las dimensiones del trabajo que Cambridge Analytica dice que realizó en México, ni bajo qué nombre, ni para quién.

JSL
JSL