comercio
Flexibiliza EU viajes y comercio con Cuba
18 septiembre, 2015
bloquean
Taxistas bloquean vialidades en Ecatepec, piden destitución de funcionarios
18 septiembre, 2015

Croacia, desbordada, deja de recibir refugiados

croacia

Por Reuters y Afp

Zagreb. Luego de quedar repentinamente en la ruta de la mayor migración en Europa en décadas y recibir a más de 13 mil refugiados, Croacia dijo el viernes que no podría ofrecerles más refugio y deberían seguir viaje, desafiando a la Unión Europea a hallar una política para recibirlos.

Las autoridades croatas iniciaron el traslado de migrantes y refugiados que están en su territorio hacia la frontera con Hungría, declaró a la AFP un responsable del ministerio del Interior.

El ministro húngaro de Relaciones exteriores Peter Szijjarto acusó a Croacia de incitar a los migrantes, presentes en su territorio, a violar la ley, conduciéndolos a la frontera con Hungría que cruzan de manera ilegal.

En respuesta, Hungría comenzó a instalar una alambrada de púas en la frontera con Croacia para impedir el paso de los migrantes en su ruta hacia los países del norte de Europa, anunció este viernes el primer ministro húngaro Viktor Orban.

Los inmigrantes, en su mayoría de países pobres o asolados por la guerra en Oriente Medio, África y Asia, han estado llegando a Croacia desde el miércoles, después de que Hungría bloqueó lo que había sido la principal ruta con un cerco de metal y policía antidisturbios en su frontera con Serbia.

Incapaz de detener el tránsito, la policía croata rodeó a los refugiados en la estación de tren de Tovarnik, ya en el lado croata de la frontera, donde varios miles pasaron la noche al aire libre. Otros continuaron el viaje y consiguieron llegar a Eslovenia por la noche.

“Ya no podemos registrar y acomodar más a estas personas”, dijo el primer ministro croata, Zoran Milanovic, en una conferencia de prensa en la capital Zagreb.

“Recibirán comida, agua y ayuda médica y luego pueden continuar. La Unión Europea debe saber que Croacia no se convertirá en una zona de inmigrantes. Tenemos corazón, pero también tenemos cabeza”, agregó.