pgr
PGR ofrece recompensas para localizar a desaparecidos
22 septiembre, 2015
indignación
‘Escrito con sangre’, “historia de falta de solidaridad, de crueldad e indignación”
22 septiembre, 2015

El papa Francisco destaca “dolores” y “penurias” de cubanos

papa

El papa Francisco durante una misa que ofició ayer en la Plaza de la Revolución en Holguín. Foto Ap

papa

El papa Francisco durante una misa que ofició ayer en la Plaza de la Revolución en Holguín. Foto Ap

Por Dpa, Afp y Ap

Santiago de Cuba. El papa Francisco llamó el martes a los cubanos a vivir una “revolución” de ternura y de ayuda a los demás. Destacó también que el pueblo cubano vivió “dolores” y “penurias” que no acabaron con su fe en dios, al oficiar una misa en el Santuario de la Virgen de la Caridad, cerca de Santiago de Cuba, la última de su visita a la isla, antes de viajar a Estados Unidos.

“Nuestra revolución pasa por la ternura, por la alegría que se hace siempre projimidad, que se hace siempre compasión, que no es lástima… y nos lleva a involucrarnos, para servir, en la vida de los demás.

“El alma del pueblo cubano (…) fue forjada entre dolores, penurias que no lograron apagar la fe, esa fe que se mantuvo viva gracias a tantas abuelas que siguieron haciéndolo posible, en lo cotidiano del hogar, la presencia viva de Dios”, expresó el papa en su homilía en el templo más venerado de la isla.

El pontífice argentino aludía, aunque sin mencionarlo explícitamente, al periodo en que el ateísmo fue impuesto en la isla tras la revolución cubana de 1959, en que las autoridades comunistas miraban mal a los creyentes y los discriminaban.

Cuba dejó oficialmente de ser atea en 1992 y pasó a ser laica. Las relaciones entre el Estado y la Iglesia se hicieron fluidas a partir de la visita del papa Juan Pablo II en 1998 y ahora es interlocutor privilegiado del gobierno de Raúl Castro.

Francisco llegó esta mañana al santuario de la Virgen de la Caridad del Cobre en las afueras de Santiago, uno de los lugares sagrados del catolicismo cubano.

Antes de retirarse del abarrotado templo, en torno al cual se congregó una multitud de fieles, el papa pidió que la Virgen le conceda a cada cubano lo que más anhela y más necesita.

Además, resaltó el inicio del ‘Año Jubilar’ por el centenario de la proclamación de la Virgen de la Caridad como Patrona de Cuba, por parte del papa Benedicto XV en 1916.

“Les deseo un feliz Año Jubilar, que la Virgen los bendiga y a cada uno le dé lo que más anhela y lo que más necesita y no se olviden de rezar por mí, gracias”, fueron las últimas palabras de Francisco mientras la multitud, dentro y fuera del templo, lo ovacionaba.

Después de la última misa pública en la capilla de El Cobre, el pontífice tenía previsto un encuentro con familias cubanas.

Francisco pronunciará luego en el aeropuerto de Santiago su discurso de despedida tras pasar cuatro días en Cuba, la tercera visita de un pontífice católico a la isla caribeña. El presidente Raúl Castro despedirá a Jorge Bergoglio en el aeropuerto.

El Papa inicia hoy mismo una simbólica visita de seis días a Estados Unidos después de estar en Cuba. Francisco es visto como un valedor clave del histórico acercamiento ideológico entre los dos antiguos enemigos ideológicos.