Villaseca
Jesús Villaseca y los sismos de 1985
19 septiembre, 2015
simulacro nacional
Activan alerta sísmica para simulacro nacional
19 septiembre, 2015

Estados Unidos y Rusia parecen dispuestos a luchar contra EI en Siria: Kerry

EI

El secretario de Estado de Estados Unidos, John Kerry, en conferencia de prensa en Londres. Foto Reuters

EI

El secretario de Estado de Estados Unidos, John Kerry, en conferencia de prensa en Londres. Foto Reuters

Por Dpa

Londres. Estados Unidos y Rusia parecen dispuestos a acercar posturas en la lucha contra el Estado Islámico (EI), según se desprende de las palabras del secretario de Estado estadunidense, John Kerry, quien hoy aseguró desde Londres que su país saludaría la ayuda de Rusia en la guerra contra la milicia terrorista.

El jefe de la diplomacia estadunidense hizo esas declaraciones tras reunirse con su homólogo británico, Philip Hammond.

Rusia y Estados Unidos “tenemos los mismos objetivos”, dijo Kerry previamente al canal británico Channel 4. “El EI tiene que ser destruido, frenado por completo”, indicó. Hace falta hablar con Rusia para coordinar actuaciones contra el EI, por ejemplo en Siria, indicó.

Las declaraciones de Kerry se producen después de que se conociera que el secretario de Defensa estadunidense, Ash Carter, y su homólogo ruso, Serguei Shoigu, tuvieron el viernes el primer contacto telefónico este año, que aprovecharon para hablar de Siria.

Kerry anunció que Estados Unidos reforzará sus esfuerzos en la lucha contra el EI. “Y tenemos que garantizar que no se solapen con los esfuerzos de Rusia, así que es evidente que hacen falta conversaciones”.

Rusia, que apoya al régimen de Bashar al Assad, propuso llevar a cabo conversaciones sobre estrategia militar, lo que Estados Unidos aceptó el viernes y por eso se produjo el contacto entre Carter y Shoigu. El Pentágono aseguró que la charla entre ambos fue “constructiva”, pero que Estados Unidos está preocupado por el envío por parte de Moscú de cuatro aviones de combate a Siria.

Esta semana Estados Unidos señaló que Rusia ha ampliado su presencia militar en Siria de forma significativa en la ciudad portuaria de Latakia. El equipo enviado incluye helicópteros de combate, artillería y hasta 2 mil soldados.

Esta movilización apunta a que Rusia podría intervenir de forma mucho más directa en su apoyo a Assad, comentaron tanto el “Wall Street Journal” como CNN, pero el Pentágono no quiso hacer comentarios.

La semana pasada Moscú negó que esté preparando una intervención militar terrestre en Siria y dijo que lleva tiempo enviando equipos y “especialistas militares rusos” para ayudar a Damasco a combatir al EI. Sin embargo, el viernes Rusia aseguró que si Assad le pide una intervención con tropas está dispuesto a considerar la opción.

Por su parte, una coalición liderada por Estados Unidos lleva meses bombardeando al EI en Irak y Siria desde el aire y ha brindado ayuda y asistencia a los rebeldes moderados que se enfrentan tanto a Damasco como al EI, pero que han perdido cada vez más terreno en los últimos meses.

Según Kerry, Rusia y Estados Unidos sigue teniendo diferentes ideas sobre el futuro de Al Assad. Moscú cree que el Ejército regular sirio es insustituible para la lucha contra EI y que es Al Assad quien evita que el país colapse por completo. Sin embargo, para Washington el presidente sirio es parte del problema, no la solución, y el gobierno de Barack Obama considera que en el futuro no hay lugar para él en Siria.

El ministro de Exteriores británico apuntó por su parte que la situación en Siria es cada vez más complicada. Según Hammond, Reino Unido sigue manteniendo la puerta abierta a bombardear posiciones de EI en Siria, como ya hace en Irak. Sin embargo, esto es parte de un problema mayor y más complejo, apuntó: “La crisis migratoria, la crisis humanitaria, así como la necesidad de vencer a EI”.

Kerry continuará su viaje el domingo en Berlín, donde se entrevistará con el ministro de Relaciones Exteriores alemán, Frank-Walter Steinmeier.

La ONU estima que en la guerra de Siria, que ya lleva más de cuatro años, han muerto hasta ahora 250 mil personas. Más de la mitad de los 22.4 millones de sirios están desplazados internamente por el conflicto o han tenido que huir al extranjero.

Rebeldes islamistas ejecutaron a 56 soldados sirios que habían hecho prisioneros al tomar un aeropuerto militar en el noroeste del país, informó hoy el Observatorio Sirio de los Derechos Humanos.

Los miembros del Ejército del régimen de Bashar Al Assad murieron en los últimos días en la antigua base militar de Abu al Dhuhur, en la provincia de Idlib.

Los insurgentes, del Frente Al Nusra, la rama de Al Qaeda en Siria, conquistaron el último bastión del gobierno en la provincia el 9 de septiembre y desde entonces mataron a 71 soldados, según cifras del Observatorio.

Los combatientes de Al Nusra continúan en tanto enfrentándose a milicias progubernamentales apoyadas por el movimiento chiita libanés Hizbolá en dos poblaciones chiitas asediadas en Idlib. Se trata de las últimas localidades que mantiene en su poder el gobierno de Al Assad en Idlib, donde las principales ciudades cayeron en manos de los rebeldes en los últimos meses.

Y en el centro del país al menos 26 personas murieron a última hora del viernes en una serie de ataques aéreos lanzados por el gobierno en la ciudad antigua de Palmira, que está en manos de EI, informó el Observatorio Sirio para los Derechos Humanos.

Según el director del Observatorio, Rami Abdel Rahman, se trata de los bombardeos más fuertes desde que los yihadistas conquistaron Palmira en mayo. Entre los fallecidos había 12 yihadistas, informó el Observatorio.