pib
PIB de EU sube un 3.9% en segundo trimestre
25 septiembre, 2015
ex vicepresidente
Posponen definir extradición de ex vicepresidente de FIFA
25 septiembre, 2015

Fundación Gates demanda a Petrobras y a PwC Brasil

gates

Por Afp

Nueva York. La fundación del multimillonario Bill Gates, fundador de Microsoft, demandó a Petrobras y a la rama brasileña de la multinacional estadunidense PwC por pérdidas de inversiones a causa de la corrupción del gigante petrolífero.

La fundación de Bill y Melinda Gates, junto con el fondo estadunidense WGI Emerging Markets Fund alegaron en una demanda presentada el jueves en Nueva York que Petrobras tergiversó repetidamente sus operaciones y su situación financiera al recaudar miles de millones de dólares de los inversores.

También alegan que la filial brasileña de PwC, PricewaterhouseCoopers Auditores Independentes, desempeñó un papel clave autentificando extractos de cuentas financieras de Petrobras e ignorando las señales de alerta.

“La profundidad y la amplitud del fraude de Petrobras son asombrosos. Según admitió Petrobras, el esquema de sobornos contagió a unos 80 mil millones de sus contratos, lo que representa un tercio de sus activos totales”, añade la demanda.

“Igualmente sorprendente es el hecho de que este fraude pasara inadvertido durante años a la mirada de PwC, que aprobó repetidamente la totalidad de los controles internos y de los informes financieros de Petrobras. Se trata de un caso de corrupción institucional, conspiración criminal y fraude masivo en inversiones públicas”.

Según los fiscales de Brasil, los ejecutivos de Petrobras conspiraron con empresas constructoras para sobrefacturar al gigante petrolero y con el dinero extra sobornar a empresas concesionarias, políticos y partidos brasileños, entre ellos el Partido de los Trabajadores, en el poder.

Este litigio presentado por la fundación Gates sucede a una demanda presentada en Nueva York por un grupo de inversores contra Petrobras, ante la cual la petrolera argumentó que el escándalo era el producto de contratistas, políticos corruptos y algunos trabajadores, y que no había que impugnar a toda la compañía.

El esquema delictivo enquistado en la petrolera, el mayor escándalo por corrupción en la historia de Brasil, fue develado en marzo de 2014 y estuvo operativo durante al menos una década, según las autoridades brasileñas.

El escándalo ha ensombrecido la presidencia de Dilma Rousseff, cuya popularidad ha descendido estrepitosamente, mientras el ex tesorero del partido gobernante fue condenado el pasado lunes a 15 años de prisión por participar con “sofisticación” en este caso de corrupción.