sexoservidoras
Se manifiestan sexoservidoras en Palacio de Gobierno; denuncian cobro de cuotas de parte de elementos llegados de Tamaulipas
4 diciembre, 2015
Obtiene PGR sentencia de ocho años contra una persona por una toma clandestina de combustible en SLP
4 diciembre, 2015

Guatemala rechaza ser puente para 4 mil cubanos varados

guatemala

Una familia cubana posa para una fotografía tras haber cruzado la frontera colombiana por la jungla, hasta llegar a Panamá. Foto Reuters

guatemala

Una familia cubana posa para una fotografía tras haber cruzado la frontera colombiana por la jungla, hasta llegar a Panamá. Foto Reuters

Por Dpa

San José. La odisea de más de 4 mil emigrantes cubanos varados en Costa Rica sigue sin solución después de que Guatemala se negara a hacerles de puente para llegar a Estados Unidos.

Según comunicó hoy el gobierno costarricense, las autoridades guatemaltecas adujeron que les resultaría muy complicado explicarles a sus ciudadanos que los cubanos pasarían por el país rumbo a Estados Unidos, cuando los propios guatemaltecos -y muchos otros centroamericanos- enfrentan trabas para ingresar a ese país.

Los cubanos están varados en Costa Rica desde mediados de noviembre, cuando el gobierno de Nicaragua frenó la larga travesía que iniciaron en Ecuador, el único país de la región que no les pedía visa hasta hace poco.

La salida de migrantes de la isla aumentó en los últimos meses aparentemente por rumores de que Estados Unidos eliminará pronto las ventajas migratorias para los cubanos, debido al acercamiento diplomático con el gobierno de La Habana.

Costa Rica no ha podido resolver el problema desde el cierre de la frontera nicaragüense el 15 de noviembre. El gobierno de San José había accedido antes a otorgar visas temporales a los cubanos cuando éstos comenzaron a llegar por decenas al puesto fronterizo de Paso Canoas, limítrofe con Panamá, procedentes de Sudamérica.

El lunes, cuando un funcionario de la casa presidencial costarricense anunció que el vicecanciller Alejandro Solano participaría al día siguiente en México en una reunión con sus similares de ese país y de Guatemala, decenas de inmigrantes irrumpieron en aplausos y vítores al creer que el encuentro permitiría una solución a corto plazo a la crisis migratoria.

Pero la alegría duró poco. Las caras largas y la desesperación se apoderaron hoy del contingente, después de que el Gobierno les comunicara que Guatemala también se rehusó a permitirles el paso.

El flujo migratorio ha aumentado en tanto en Paso Canoas, unos 300 kilómetros al sur de San José. El número de cubanos ya supera las 4 mil personas.

Aunque Costa Rica habla de una crisis humanitaria y pide una solución regional, el país parece hasta ahora quedarse solo. Si bien México se manifestó solidario con el país, la negativa de Nicaragua y de Guatemala ha pasado a ser un doble tapón para esta oleada de migrantes.

Al desatarse la crisis, La Habana criticó a Washington por mantener en vigor la llamada Ley de Ajuste cubano de 1966, que permite a los cubanos obtener con facilidad residencia en Estados Unidos, aun si entran de forma irregular al país. Ningún otro país goza de ventajas similares.

Durante una reciente reunión sobre temas migratorios con autoridades cubanas y pese a la normalización de relaciones diplomáticas bilaterales, Washington descartó hacer cambios a esa legislación.

Ecuador no exigía hasta el 1 de diciembre visa de ingreso a los cubanos. Muchos de los migrantes decidieron por ello en los últimos meses emprender la peligrosa travesía ante el temor de que los beneficios migratorios para cubanos en Estados Unidos pueden ser eliminados tras el restablecimiento de relaciones diplomáticas entre Wasihgton y La Habana.

Ante la negativa también de Panamá de abrir sus fronteras a los cubanos, Costa Rica negocia ahora con Belice, vecina de Guatemala, la posibilidad de establecer un puente aéreo que permita el traslado de los cubanos varados en su territorio para que crucen hacia México y de ahí lleguen a Estados Unidos.

El pequeño país estudia la petición costarricense, pero según González, no responderá hasta el 8 de diciembre.

En tanto, el país centroamericano sigue reclamando ayuda. “Costa Rica no puede resolver sola esta crisis”, dijo el jueves un compungido canciller costarricense.