Haddad remplaza a Lula como candidato del PT
11 septiembre, 2018
Reclaman justicia en Chile tras 45 años del golpe militar
11 septiembre, 2018

Masiva celebración del día nacional de Cataluña

Vista aérea de personas que sostienen cartas que dicen "Independencia" durante la manifestación independentista. Foto: Afp

Dpa

Barcelona. Cientos de miles de personas marcharon hoy en Barcelona en la fiesta oficial de Cataluña para pedir la libertad de los políticos presos y procesados por delitos vinculados al plan independentista en la región y para reclamar la ruptura con España.

Convocados por las entidades soberanistas Asamblea Nacional Catalana (ANC) y Òmnium con el lema “Fem la República catalana” (Hagamos la República catalana), los manifestantes llenaron la avenida Diagonal de Barcelona portando banderas, carteles y camisetas reivindicativas.

“¡Libertad!” e “¡Independencia!” fueron los lemas más cantados en un ambiente familiar y festivo, que incluyó también música, columnas de tractores y “castells”, las torres humanas típicas de la región, a lo largo de la avenida de seis kilómetros.

La jornada, conocida como Diada, viene siendo usada por el soberanismo para organizar marchas masivas cada 11 de septiembre. La de este año es la primera después de la escalada de tensión motivada por el referéndum soberanista ilegal del 1 de octubre de 2017 en Cataluña.

Al igual que en las ediciones anteriores, el acto de hoy contó con una cuidada coreografía que culminó a las 17:14 horas, alusión al 11 de septiembre de 1714, cuando Barcelona cayó en manos de las tropas borbónicas durante la Guerra de Sucesión Española.

Tras unos minutos de silencio, a esa hora se lanzó en la cabecera de la marcha un cohete que desató una “ola de sonido” que fue recorriendo la columna de manifestantes hasta llegar a un muro de paneles alusivos a la situación en Cataluña y lo derribó.

“La gran ola que avanzará por los tramos pretende representar la fuerza de la gente, que puede superar todos los obstáculos que se encuentre delante de sí, y se irá haciendo cada vez mayor hasta convertir la Diagonal en un clamor ensordecedor”, explicó la ANC.

Con la caída del muro, referencia “a los obstáculos superados y a superar, se introducirá el concepto de República catalana, la independencia, como objetivo final”, añadió la entidad.

El muro comenzó a “derribarse” por un panel que mostraba un rey cabeza abajo, alusión al rey de España, Felipe VI. Tras esa escenificación, diversas autoridades pronunciarán discursos.

La ANC aseguró que casi medio millón de personas se inscribieron para la marcha de hoy. Unos 1.500 autobuses completos trasladaron manifestantes hasta Barcelona y la entidad vendió 270.000 camisetas diseñadas para la jornada.

Hace un año, cerca de un millón de personas participaron en la manifestación de la Diada. Tres semanas después, el Gobierno catalán celebró el 1 de octubre un referéndum de independencia ilegal y sin garantías ni reconocimiento internacional, que abrió una crisis institucional sin precedentes en España, abierta aún hoy.

Debido a la organización de ese referéndum, la Justicia española procesó por rebelión, desobediencia y malversación a 25 políticos catalanes. Nueve de ellos se encuentran en prisión preventiva y otros siete huyeron de España, incluyendo al ex presidente catalán Carles Puigdemont.

El sucesor de Puigdemont y actual presidente, Quim Torra, y las fuerzas soberanistas convirtieron la Diada de este año en una jornada de reclamo de independencia y de libertad de los que consideran “presos políticos”.

La oposición no independentista no participó en los actos y criticó que una fiesta que debería ser de todos los catalanes se usara como reivindicación de una ruptura con España que solo apoya la mitad de la sociedad en la región.

JSL
JSL