“El rock tiene que hacerte pensar”: Mägo de Oz
19 marzo, 2019
Segob ofrece disculpa pública por asesinato de alumnos del Tec
19 marzo, 2019

Policías y militares bloquean marcha de seguidores de Guaidó

Policías y militares impidieron que un grupo de sindicalistas marchara hasta el Parlamento venezolano para apoyar al líder opositor Juan Guaidó. Foto: Ap

Afp

Caracas. Policías y militares impidieron este martes que un puñado de sindicalistas marchara hasta el Parlamento venezolano para apoyar al líder opositor Juan Guaidó y un proyecto de ley que pretende quebrar el respaldo de los burócratas al presidente Nicolás Maduro.

Pese a que el número de manifestantes era reducido, varios cientos de agentes antimotines y militares de la Guardia Nacional fueron desplegados en el centro de Caracas para bloquearles el paso.

“Las fieras están heridas y atacando, y esta es la mejor demostración del desespero de un régimen fallido que sumió al país en la pobreza”, dijo a periodistas Ana Rosario Contreras, presidenta del Colegio de Enfermeras de Caracas.

Ante la imposibilidad de marchar, Contreras y otros sindicalistas de la administración pública llegaron por separado a la sede del Legislativo, de mayoría opositora, donde fueron recibidos por el diputado Miguel Pizarro, quien les prometió acelerar el trámite de la “ley de garantías laborales”.

El proyecto busca preservar los puestos de los trabajadores que cesen su apoyo a Maduro y respalden a Guaidó, jefe parlamentario reconocido como presidente encargado de Venezuela por más de 50 países encabezados por Estados Unidos.

La norma beneficiaría a los funcionarios que sean despedidos por respaldar a Guaidó, luego de que “cese la usurpación del poder” por parte de Maduro.

Todas las decisiones de la Asamblea Nacional son consideradas nulas por el máximo tribunal, de línea oficialista, que la declaró en desacato en 2016.

La ley de garantías fue planteada por líderes obreros, que además propusieron al opositor organizar una serie de huelgas para presionar la salida del gobernante socialista.

Los sindicatos aún no han anunciado cuándo o en qué sectores se cumplirán esos paros.

“Los trabajadores y el pueblo en general tienen que pisar el acelerador para que la conflictividad sea la respuesta y el régimen entienda que esta situación no puede seguir”, declaró a la prensa Elías Torres, líder de la otrora poderosa Confederación de los Trabajadores de Venezuela (CTV).

El salario mínimo en el país petrolero es de 18 mil bolívares mensuales (unos seis dólares), que apenas alcanzan para dos kilos de carne por una hiperinflación que el FMI proyectó en 10.000.000% para 2019.

Guaidó pretende sumar a los empleados estatales a una movilización nacional hacia el palacio presidencial de Miraflores, en fecha por definir, según ha dicho para asumir su control.

El jefe legislativo también impulsa una ley de amnistía para los miembros de la Fuerza Armada que desconozcan a Maduro, que tiene en los militares su principal sostén y mantiene influencia en varios sindicatos.

 

 

JSL
JSL