pasolini
Queda un cuerpo: el último Pasolini
20 diciembre, 2015
Rajoy
El golpeado Rajoy sigue al frente de las apuestas por el ‘Gordo’
20 diciembre, 2015

Sanders ofrece disculpa a Clinton por acceso indebido a datos de su campaña

Sanders

Simpatizantes de Bernie Sanders y Hillary Clinton, precandidatos demócratas a la presidencia de Estados Unidos, frente al recinto donde se llevó a cabo el debate. Foto Ap

Sanders


Simpatizantes de Bernie Sanders y Hillary Clinton, precandidatos demócratas a la presidencia de Estados Unidos, frente al recinto donde se llevó a cabo el debate. Foto Ap

Por Afp y Ap

Manchester, New Hampshire.

El senador de Vermont, Bernie Sanders, ofreció ayer disculpas a su adversaria Hillary Clinton, durante un debate de campaña, a raíz del escándalo por el acceso indebido a bases de datos electorales, pero no escondió su irritación con la dirección del Partido Demócrata.

No sólo ofrezco disculpas a la señora Clinton. También espero que podamos trabajar juntos en una auditoría independiente sobre lo ocurrido, aseveró Sanders durante el tercer debate entre los aspirantes del Partido Demócrata rumbo a las elecciones presidenciales del año próximo. El tercer precandidato demócrata en el acto fue el gobernador de Maryland, Martin O’Malley.

Sanders también ofreció disculpas a los electores, porque éste no es el tipo de campaña que queremos hacer. En respuesta, Clinton dijo: Aprecio sinceramente su comentario. Y es importante que avancemos.

La crisis estalló el jueves, después de que el Comité Nacional Demócrata (CND) bloqueó el acceso al equipo de campaña de Sanders a las bases de datos electorales, debido a denuncias de que uno de sus auxiliares técnicos había obtenido informaciones reservadas de la campaña de Clinton.

El debate continuó hacia el tema de la seguridad nacional. Sanders afirmó que él desea combatir ante todo al líder sirio Bashar al Assad y enfocarse exclusivamente en derrotar al grupo extremista Estado Islámico. A ello, Clinton respondió que ella quiere enfrentar a ambos al mismo tiempo. Los dos coincidieron en que el presidente de Siria es un dictador y déspota con sangre estadunidense en las manos.

Los tres prometieron que de llegar a ser presidentes trabajarán en favor de la igualdad y por los que menos tienen, así como por la educación y el empleo. Sanders afirmó que, a pesar de la diferencias que los tres demócratas pudieran tener, tienen mucho más que ofrecer al electorado estadunidense que los republicanos, cuyo precandidato a la cabeza de las encuestas es el polémico magnate Donald Trump, quien ha hablado de no permitir el ingreso de musulmanes a Estados Unidos, la creación de un muro con la frontera con México y, en el último debate, cerrar Internet en Irak y Siria, así como matar a las familias de terroristas.

La precandidata que encabeza las encuestas para la nominación presidencial del partido ha enfrentado críticas por sus vínculos con Wall Street y por el dinero que ha recaudado del sector de los servicios financieros.

Clinton sostuvo que ella quiere ser presidenta para los que pasan apuros, para los que se esfuerzan y para los exitosos.

Aseveró que desea que los ricos paguen tasas fiscales más altas, pero también busca trabajar con el sector privado para crear empleos.

Al preguntarle si los empresarios estadunidenses lo querrán, Sanders respondió: No, creo que no lo harán.