Ayuda arbitral
9 noviembre, 2014
México, secuestrado por pandilla de neandertales, dice León Larregui
9 noviembre, 2014

Tensiones entre potencias llevan a una nueva guerra fría, señala Gorbachov

Advertencia de Mijail Gorbachov

En imagen de archivo, berlineses que cantaron y bailaron en la parte superior del muro, el 10 de noviembre de 1989, para celebrar la apertura de las fronteras entre el oriente y occidente alemanes. Foto Ap

Ap y Dpa

Berlín. Las tensiones entre las principales potencias han llevado al mundo más cerca de una nueva guerra fría, afirmó este sábado el ex líder soviético Mijail Gorbachov, quien propuso la recuperación del diálogo entre las potencias occidentales y Rusia.

El político, de 83 años, acusó a Occidente, particularmente a Estados Unidos, de ceder al “triunfalismo” después de la desintegración de la Unión Soviética y la disolución del bloque gobernado por partidos comunistas hace un cuarto de siglo.

El resultado –puntualizó– puede apreciarse en la incapacidad de las potencias mundiales para prevenir o resolver conflictos en la antigua Yugoslavia, Oriente Medio y más recientemente en Ucrania.

“El mundo está en el umbral de una nueva guerra fría. Algunos incluso dicen que ya ha comenzado”, afirmó Gorbachov en un acto que conmemoró el 25 aniversario de la caída del Muro de Berlín, que estuvo erigido de 1961 a 1989.

A su vez, la canciller alemana, Angela Merkel, celebró en un videomensaje la caída del muro y dijo que Berlín “no sólo marcó la imagen de Alemania, sino también es casi un símbolo de la unidad de Europa tras la guerra fría”.

Merkel, primera canciller proveniente de la Alemania oriental, ha recordado que el día en que comenzó a ser destruido el muro, ella estaba tomando un baño sauna. La gobernante será una de las personalidades que participarán este domingo en la serie de actos, conciertos y celebraciones por el aniversario de los acontecimientos del 9 de noviembre de 1989.

Centenares de miles de alemanes y turistas extranjeros se congregaron este sábado en Berlín, en el comienzo del fin de semana de celebraciones por la caída del muro. Numerosos paseantes se dirigieron bajo un sol radiante hacia uno de los lugares más simbólicos de la capital, la Potsdamer Platz, tierra de nadie con miradores y alambradas durante la partición de Berlín, que acoge ahora las torres de edificios futuristas y centros comerciales. Otros se agolpaban en la Puerta de Brandeburgo, uno de los mayores sitios turísticos, donde se celebrará este domingo una gran fiesta popular con varios conciertos, y de donde despegarán este sábado los globos luminosos que simbolizan, desde el viernes por la noche, el trazado del muro que separó Berlín durante 28 años. “Vi (la caída del muro) por televisión. Lo recuerdo muy bien. Lloré. Era tan conmovedor”, narra Juliane Pellegrini, italiana de 60 años, quien viajó a Berlín para asistir al aniversario con una amiga. “La historia de Europa central se jugó aquí”, asegura esta profesora.

Edna Tschepe, jubilada berlinesa de 72 años, asegura que la antigua parte occidental de la ciudad también mejoró mucho tras la apertura del muro y la reunificación alemana que se produjo 11 meses después, el 3 de octubre de 1990.

JSL
JSL