Facultad de Ingeniería UASLP mejora sistema digital de rutas de transporte urbano
22 mayo, 2015
Fidel Castro
Estrenan ópera sobre Fidel Castro en La Habana
22 mayo, 2015

Termina reunión EU-Cuba sin acuerdo sobre embajadas

embajadas
embajadas

https://flic.kr/p/ss1Dmc

Por Dpa

Washington. Los equipos negociadores de Estados Unidos y Cuba constataron hoy que se han producido “avances” en la cuarta ronda de negociaciones entre ambos gobiernos pero todavía no hay una fecha para la apertura de embajadas en Washington y La Habana, señalaron ambas delegaciones.

La secretaria adjunta para el Hemisferio Occidental del Departamento de Estado, Roberta Jacobson, encabezó la delegación estadounidense, mientras que Josefina Vidal, directora de Asuntos de Estados Unidos en la Cancillería cubana, estuvo al frente de la delegación cubana.

Al terminar el encuentro, tanto Jacobson como Vidal coincidieron en señalar que se han producido avances sustantivos y que están “más cerca” de llegar a un acuerdo.

“Ha sido una reunión sumamente productiva”, dijo Jacobson, quien aseguró que aunque es “por naturaleza optimista”, también es realista. La responsable para América Latina del Departamento de Estado reconoció que llegar a un acuerdo entre Washington y La Habana “no es tarea fácil, teniendo en cuenta la complicada historia” entre los países.

Vidal aseguró que la reunión se ha producido en “un clima respetuoso y profesional” y que las conversaciones entre los dos gobiernos continuarán en las próximas semanas.

Ambos gobiernos han expresado su deseo de llegar pronto a un acuerdo, aunque persisten diferencias sobre el futuro funcionamiento de las respectivas misiones y sobre la capacidad de movimiento de los diplomáticos en el otro país.

Washington quiere que sus diplomáticos puedan viajar libremente fuera de La Habana a otras partes de la isla y puedan reunirse con ciudadanos cubanos, incluidos disidentes políticos A falta de relaciones diplomáticas directas, Cuba y Estados Unidos mantienen actualmente sendas Secciones de Intereses que les permiten cumplir con servicios consulares y continuar las escasas relaciones bilaterales que mantenían hasta el acuerdo de diciembre, por ejemplo, en materia migratoria. Su personal tiene, sin embargo, serias restricciones de acción y desplazamiento por el territorio.