Celebra Peña Nieto la aprehensión de Abarca
5 noviembre, 2014
Documentan red de corrupción en la empresa federal Liconsa
5 noviembre, 2014

Abarca debe saber dónde están los 43 normalistas de Ayotzinapa

Alma E. Muñoz

Andrés Manuel López Obrador en la asamblea informativa de Morena realizada ayer en la delegación Tlapan de la capital ■ Foto Roberto García Ortiz

Andrés Manuel López Obrador señaló que lo primero que las autoridades deben pedir a José Luis Abarca Velázquez –ex presidente municipal de Iguala, detenido ayer en la madrugada en Iztapalapa– es que diga qué pasó con los 43 estudiantes de la Normal Rural de Ayotzinapa desaparecidos. “Lo más importante es que aparezcan con vida”, subrayó.
Indicó que Abarca Velázquez y su esposa, María de los Ángeles Pineda, “deben saber donde están los muchachos”. Después sostuvo que se debe “aplicar la ley sin distinción, sin miramientos, para que no quede impune este crimen”.
Desde temprana hora, primero en Facebook, el dirigente del Movimiento Regeneración Nacional (Morena) indicó que no debe haber impunidad para nadie, “ni para Enrique Peña Nieto”.
Posteriormente, por la tarde, al encabezar una asamblea informativa en San Miguel Topilejo, delegación Tlalpan, reiteró que la única salida a la crisis de México es la renuncia de Peña Nieto como presidente de la República.
En entrevista, mencionó que se puede convocar a elecciones anticipadas el 7 de junio del año próximo, si el mexiquense se retira del cargo antes del primero de diciembre, para que de manera pacífica, sin violencia, se renueve al gobierno, “se enfrente la crisis y se logre el renacimiento del país… ¿Por qué vamos a esperar hasta 2018?”, preguntó.
Esto no va a salir bien, insistió, “no hay ninguna posibilidad de que las cosas mejoren, si continúa Peña Nieto en la Presidencia. Lo tengo bien analizado y no hay que andarse por las ramas”.
López Obrador aprovechó para enviar un recado a Emilio Azcárraga, presidente de Televisa: “Que saque la foto de Abarca con Peña Nieto en el noticiero, ¿por qué nada más saca la mía?, que yo no conozco a Abarca”, insistió.
Señaló que el priísta compró votos “en la Tierra Caliente del estado de México, de Michoacán, de Guerrero”, y advirtió que “cuando fue gobernador del estado de México se arraigaron las bandas de delincuentes en la entidad, en la Tierra Caliente: Tlatlaya, Luvianos. Él lo sabe.
“Entregaron tarjetas de Soriana, de Banamex en toda esa región para comprar votos por Peña. Voy a presentar una denuncia responsabilizándolo a él y a la mafia del poder de la tragedia nacional, porque si no sólo es puro bla, bla, bla”.
Añadió que el jefe del Ejecutivo federal no tiene autoridad para convocar a pactos, como el de seguridad.
En el auditorio ejidal de Topilejo, el líder de Morena indicó que está preparado para resistir, y ha salido ileso de las calumnias que se desataron en su contra.
Pidió mantenerse en la lucha y ratificó que ya no es militante del PRD. “Tuve que salirme de ese partido porque los dirigentes se fueron con Peña Nieto, firmaron el llamado Pacto por México, que no es más que un pacto contra México, y por eso pinté mi raya: ya no estoy en el PRD. Ahora es Morena”, subrayó.