violencia desaparición propuesta de reparación enfrentamientos Cuajinicuilapa , pensiones ,
La reforma energética tuvo inspiración histórica: Meade
12 agosto, 2015
violencia desaparición propuesta de reparación enfrentamientos Cuajinicuilapa , pensiones ,
Desde 2013, senadores de PRD y PT dijeron que Peña había cedido a las presiones de EU
12 agosto, 2015

Apertura en México, oportunidad para América del Norte, dijo Pascual en julio

violencia desaparición propuesta de reparación enfrentamientos Cuajinicuilapa , pensiones ,

Roberto González Amador

La apertura del sector energético mexicano al capital privado ‘‘crea la oportunidad’’ de hacer de la región de América del Norte ‘‘una nueva base para la seguridad energética mundial’’. La expresión es de Carlos Pascual, ex embajador de Estados Unidos en México e identificado como uno de los promotores, desde el Departamento de Estado, de los cambios legales que se concretaron en este gobierno.
En una audiencia ante un comité del Congreso de su país, el 23 de julio pasado, Pascual sostuvo que la importancia estratégica y comercial de la reforma energética impulsada por el presidente Enrique Peña Nieto va más allá del sector de la energía.
Uno de sus planteamientos es que México puede ser suministrador de energéticos a Centroamérica y el Caribe y contribuir a generar alternativas para proveer energéticos a costo menor al del mercado a países de esa región, labor que ahora realiza parcialmente Petrocaribe, mecanismo auspiciado por el gobierno venezolano.
Como responsable de la política exterior de Estados Unidos, Hillary Clinton, actual precandidata demócrata a la presidencia de ese país, impulsó con un equipo de colaboradores –entre ellos Pascual– la apertura de la industria energética mexicana al capital privado, concretada por el gobierno del presidente Peña Nieto, revelan correos electrónicos divulgados por el Departamento de Estado estadunidense, según información publicada el lunes pasado por La Jornada.
‘‘La importancia estratégica y comercial’’ de la reforma aprobada en México en el primer año de gobierno del presidente Peña, ‘‘y su significado para Estados Unidos y la región de América del Norte’’ tiene que ver no sólo con el sector de la energía, sino que va más allá, expuso Pascual en una presentación del 23 de julio pasado ante el Subcomité del Continente Americano de la Cámara de Representantes. La audiencia llevó por título Persiguiendo la independencia energética de América del Norte: las reformas energéticas en México.
‘‘En la producción de hidrocarburos, la realización de estas reformas da a Estados Unidos, Canadá y México una oportunidad para hacer de Norteamérica una nueva base para la seguridad energética global’’, señaló Pascual en ese testimonio, al que acudió como vicepresidente para temas de energía de IHS, firma global de consultoría de negocios.
En su testimonio, Pascual mencionó que desde 2005 Venezuela ha entregado petróleo a precios subsidiados a varios países del Caribe, como ‘‘medio para incrementar su relevancia e influencia y reforzar su oposición y hostilidad hacia Estados Unidos’’, a través de la iniciativa llamada Petrocaribe.
En ese mecanismo participan –además de Venezuela– Antigua y Barbuda, Bahamas, Belice, Cuba, Dominica, Granada, Guatemala, Guyana, Haití, Honduras, Jamaica, Nicaragua, República Dominicana, San Cristóbal y Nieves, San Vicente y las Granadinas, Santa Lucía y Surinam.
El colapso de precios del petróleo, que han disminuido a la mitad en un año, ‘‘ha profundizado una severa crisis en Venezuela, lo que ha comprometido su capacidad para mantener los subisdios’’, dijo Pascual.
‘‘Con los bajos precios actuales (…) los países del Caribe tienen una oportunidad de encontrar fuentes competitivas de suministro. En la actualidad existe un diálogo activo entre Estados Unidos, Canadá y México para abrir nuevas fuentes de abastecimiento o el financiamiento de nuevas formas alternativas de energía que reduzcan la dependecia que tienen esos países. La apertura del sector energético de México a la inversión privada y el compromiso internacional harán más fácil hacer de México un socio en estos esfuerzos’’, dice.

JSL
JSL