unirace
UASLP invita a la primera carrera: Unirace 5K 2015
17 septiembre, 2015
oscar
Competirá ‘600 millas’ por nominación al Oscar
17 septiembre, 2015

Forenses argentinos responderán a informe de PGR

forenses argentinos

Por Blanche Petrich

México, DF. Los especialistas del Equipo Argentino de Antropología Forense (EAAF) que actúan como coadyuvantes en la defensa de los padres de los 43 normalistas de Ayotzinapa desaparecidos hace un año en Iguala emitirán en las próximas horas un comunicado en respuesta a la información divulgada ayer por la PGR, en el sentido de que uno de los restos óseos presuntamente recolectados en el basurero de Cocula corresponde a uno de los estudiantes, Jhosivani Guerrero de la Cruz.

Hasta el momento, ninguna de las organizaciones que acompañan al movimiento de las víctimas de Ayotzinapa se ha pronunciado oficialmente al respecto, aunque el vocero de los padres de familia, Felipe Flores, sí declaró a la prensa, desestimó la información oficial dada a conocer anoche por la PGR porque “no ofrece ninguna certeza”.

Los miembros del EAAF, por su parte, se trasladarán a la localidad de Omeapa, cerca de Tixtla, donde viven los padres de Jhosivani, Martina de la Cruz y Margarito Guerrero Tecoapa, para darles una explicación detallada del informe técnico que el instituto forense de Innsbruck, Austria, envió a la PGR y que reporta.

Hasta anoche, el grupo de funcionarios que trabaja el caso de Iguala con la procuradora Arely Gómez –quien reportó que según los peritos de Innsbruck “existen indicios que establecen la posible correspondencia entre Jhosivani y las muestras de ADN mitocondrial” que le fueron enviadas— no había hablado personalmente con la familia del joven desaparecido y presuntamente identificado.

Desde que los forenses argentinos empezaron a trabajar en Guerrero como peritos de este caso el 5 de octubre del año pasado recomendaron a la PGR que antes de divulgar públicamente información relacionada con los muchachos desaparecidos “priorice la comunicación con las familias”.

El pasado 7 de febrero reiteraron esta recomendación, en el extenso informe que emitieron a propósito de la conferencia de prensa que dio el ex procurador Jesús Murillo Karam, donde ratificó la controvertida “verdad histórica” sobre el paradero de los 43 desaparecidos de Ayotzinapa.

En esa ocasión, Murillo dio por buenas las declaraciones ministeriales de los presuntos perpetradores de la desaparición y una serie de pericias realizadas por sus propios agentes, según las cuales los estudiantes habrían sido “asesinados, incinerados en el basurero de Cocula y sus cenizas, trituradas, arrojadas en bolsas de plástico al río cercano.

Sobre la contundencia de las “resoluciones” de la PGR, el EAAF concluyó que “no existen elementos científicos suficientes por el momento para vincular los restos hallados en el basurero con aquellos recuperados, según la PGR, en el río San Juan”.

Entre los elementos con los que controvirtió la versión oficial, sostuvo que el EAAF no fue citado a participar en la diligencia que realizaron los “hombres rana” de la Marina, quienes fueron los que –siempre, según la narración de la PGR— sacaron del río una bolsa con restos óseos calcinados.

Los forenses argentinos no avalaron, por lo tanto, que el pequeño fragmento de hueso esfenoide que fue sacado de una de esas bolsas y enviado posteriormente al instituto especializado de Innsbruck —identificado posteriormente como un resto del estudiante Alexis Mora, según las pruebas del ADN nuclear-— hubiera sido recolectado efectivamente del basurero de Cocula.