Presencia de puma en Actopan requiere medidas de preservación
11 julio, 2017
Vacas felices producen más leche, muestra estudio
11 julio, 2017

Otorgan amparo a comunidad me´phaa ante explotación minera

Comuneros de San Miguel del Progreso “Juba Wajiín”, en Guerrero, informaron que obtuvieron un amparo para proteger su territorio de la explotación minera. Foto María Luisa Severiano

Emir Olivares Alonso

Ciudad de México. Una jueza de distrito otorgó un amparo a la comunidad me´phaa San Miguel del Progreso “Juba Wajiín”, en Guerrero, para proteger su territorio de la explotación minera. El fallo protege los derechos colectivos de la población indígena frente a la amenaza que representa la minería a cielo abierto.

En conferencia de prensa convocada por los centros de Derechos Humanos de la Montaña Tlachinollan y Miguel Agustín Pro Juárez, se detalló que la jueza primera de distrito con sede en Chipancingo, Guerrero, otorgó la protección de la justicia a los pobladores de esta comunidad contra la Declaratoria de Libertad de Terrenos emitida hace unos años por la Secretaría de Economía y que consideraba este territorio guerrerense libre para la actividad minera.

“En la sentencia se otorga el amparo y la protección de la justicia federal a la comunidad de San Miguel del Progreso al resultar esencialmente fundados los conceptos de violación, y por ende, desmostrado el incumplimiento de la obligación constitucional y convencional del Estado mexicano de respetar los derechos de esta comunidad indígena-agraria me’phaa de la montaña de Guerrero”, explicaron representantes de los pobladores de la región y activistas.

Recordaron que el 24 de noviembre de 2015 la Secretaría de Economía publicó en el Diario Oficial de la Federación la “Relación de declaratorias de libertad de terreno 02/2015”, por la que declaraba libres los terrenos que legalmente amparaban los lotes mineros “Reducción Norte de Corazón de Tinieblas” y “Corazón de Tinieblas”, con el fin de otorgar nuevamente concesiones mineras sobre el territorio de San Miguel del Progreso. Ante ese acto, la comunidad indígena interpuso un amparo que hace unos días les fue concedido.

“La decisión tomada por la juez es trascendental en la vida de la comunidad, dado que no está ordenando que se subsane el procedimiento que originó la emisión de la Declaratoria de Libertad de Terreno, sino que obliga a dejar sin efectos el acto violatorio para que de esta manera se garantice adecuadamente los derechos colectivos de los pueblos indígenas, entre ellos el derecho al territorio y la consulta previa, libre, informada y culturalmente adecuada, cumpliendo así con los más altos estándares internacionales en la materia”.