violencia desaparición propuesta de reparación enfrentamientos Cuajinicuilapa , pensiones ,
Condena el secretario de Marina los actos mezquinos que laceran la nación
24 noviembre, 2014
Dilma
Dinero: Los futuros zares de la televisión
24 noviembre, 2014

Piden en Chile libertad para Lawrence Maxwell, uno de los 11 detenidos

Enrique Gutiérrez

En el Ángel de la Independencia, organizaciones civiles realizaron una coreografía masiva para exigir la aparición con vida de los 43 normalistas desaparecidos ■ Foto Jesús Villaseca

Santiago. Decenas de personas, entre familiares y amigos de Lawrence Maxwell Ilabaca, el chileno de 47 años detenido en México el jueves pasado, protestaron ante la sede diplomática de ese país en esta capital.
El chileno, quien estudia el doctorado en literatura en la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), fue detenido y acusado de atacar a la policía durante una manifestación en el Zócalo de la ciudad de México por los 43 normalistas desaparecidos.
Según la familia, Maxwell se vio envuelto en un incidente con la policía en forma casual, cuando iba en bicicleta, y no habría estado involucrado en el mitin.
Sin embargo, la fiscalía mexicana lo señala como uno de los más violentos manifestantes y en las horas recientes fue trasladado a una cárcel federal en Veracruz, tras ser acusado de los delitos de tentativa de homicidio, asociación para delinquir y motín.
En una declaración pública, los padres de Lawrence, María Eugenia Ilabaca y Alberto Maxwell, demandaron al gobierno mexicano, por conducto de su sede diplomática en Santiago, “revertir este proceso injusto y engañoso que pretende culpabilizar a jóvenes completamente inocentes”.
Agregaron que los presuntos ilícitos que se imputan a su hijo y a los otros 10 consignados no están avalados por ningún tipo de prueba. Por ello exigieron la libertad inmediata de Lawrence “detenido en condiciones violentas y arbitrarias, acusado de falsos delitos, al que le negaron su mínimo derecho a tener una defensa oportuna y lo trasladaron a una prisión federal destinada a narcotraficantes y delincuentes”.
Los padres de Maxwell fueron recibidos en la embajada, y a la salida su madre dijo que es imposible que su hijo haya cometido esos delitos. “Esta manifestación tiene por objeto hacernos presentes en la embajada de México, para que nos escuchen, para que divulguen la preocupación que nosotros tenemos como padres por estas cosas injustas que le han imputado, que son todas gravísimas. Y que se tomen cartas en el asunto, que junto con el gobierno de Chile se llegue a alguna situación positiva para nuestro hijo”, agregó la mujer.
El presidente de la comisión de Relaciones Exteriores de la Cámara de Diputados, el oficialista Jorge Tarud, pidió en tanto mayor intervención del embajador chileno en México, pues a su juicio los cargos que se le imputan a Maxwell son inverosímiles y la situación política de México, en especial con los estudiantes, es complicada.
“Ha llegado el momento que esto pase de las manos del cónsul a las manos del embajador, para que realice todas las gestiones pertinentes ante el gobierno mexicano para salvaguardar todos los derechos de Lawrence Maxwell”, afirmó el diputado Tarud.

JSL
JSL