ALDF fija 90 días a Sedeso para entrega de estudios de damnificados
23 noviembre, 2017
“Las sociedades más justas son las más seguras”: De la Madrid
23 noviembre, 2017

Políticos deben incluir desaparición forzada en su agenda: ONU

“Un gran desafío para la sociedad mexicana hoy es que el tema de desapariciones”, aseguró Luciano Hazan, miembro del Grupo de Trabajo sobre Desapariciones Forzadas e Involuntarias de la ONU. Foto Roberto García / Archivo

Leopoldo Ramos, corresponsal

Saltillo, Coah. Los distintos temas sobre desaparición de personas, como la no repetición del delito, acceso a la justicia y el respeto de los derechos de las víctimas y de sus familias deberían formar parte de la oferta política de los candidatos a puestos de elección popular, opinó Luciano Hazan, miembro del Grupo de Trabajo sobre Desapariciones Forzadas e Involuntarias de la Organización de Naciones Unidas (ONU).

El especialista recomendó a las familias de personas desaparecidas, aproximarse a los partidos políticos y a los candidatos para hacer todavía más visible la problemática de las desapariciones en México.

“Un gran desafío para la sociedad mexicana hoy es que el tema de desapariciones, después de la aprobación de la ley, sea parte de una campaña. Si tuviera que hacer una recomendación a los movimientos de familiares de desaparecidos es que trabajen con los partidos políticos para que este tema sea parte de campaña; que cada candidato diga qué es lo que piensa sobre la desaparición forzada y cuál va a ser su plan para prevenirlas, para evitarlas y sancionar”, expuso.

Hay que generar el debate público, añadió, y ante esa necesidad se deben fortalecer los contactos con la prensa y medios alternativos de comunicación. “Por eso planteaba como un desafío para los movimientos aprovechar los momentos de campaña para trabajar sobre estas temáticas, que quienes quieran ser elegidos se pronuncien y puedan después rendir cuentas”, expuso.

Tienen derechos

Las familias de personas desaparecidas tienen derecho a la reparación integral del daño, lo cual comprende indemnizaciones por perjuicios materiales y morales; el resarcimiento debe ser rápido, justo y equitativo, e incluir garantías de atención psicosocial y de no repetición del delito, informó Hazan.

Los familiares también deben conocer detalles sobre la circunstancia de la desaparición y tener acceso a la justicia y el Estado debe garantizar el derecho a la propiedad de la familia, protección económica y social de hijos, cónyuge y en su caso de los padres del desaparecido y también debe eliminar cualquier estigmatización y criminalización de las familias y de las víctimas de desaparición.

Al dictar la conferencia Los Derechos de las Víctimas de Desaparición Forzada: Perspectiva Internacional, en la Academia Interamericana de Derechos Humanos, cuya sede está en Saltillo, Hazan consideró “fundamental el derecho a la verdad”, y eso significa “conocer las circunstancias de la desaparición, la evolución de resultados de la investigación y la ubicación o destino de la persona desaparecida”.

Además, “encontrarlos con vida debe ser una prioridad; en caso de fallecimiento, el que no se debe presumir; el cuerpo tiene que ser buscado, exhumado, identificado y restituido a la familia con el debido respeto”.

También expuso que los familiares y allegados tienen derecho a asociarse para contribuir a la localización de los desparecidos y asistir a las víctimas de desapariciones forzadas, y dentro del proceso de búsqueda, el Estado debe garantizar su asistencia sicológica y su seguridad física. Identificar a los autores de la desaparición y erradicar la impunidad, es otra prioridad.

Hazan estuvo en Saltillo para arrancar los trabajos del III Observatorio Internacional de Derechos Humanos, que organiza la Academia Interamericana de Derechos Humanos, organismo vinculado a la Universidad Autónoma de Coahuila.