Protección Civil pide a la población tomar precauciones por lluvias
12 octubre, 2017
México, con alternativas comerciales si sale del TLCAN: Meade
12 octubre, 2017

PRI busca comisión para investigar “fortuna” de Anaya

El presidente del PAN, Ricardo Anaya Cortés, y su homólogo priísta, Enrique Ochoa Reza, en imágenes de archivo. Fotos: Cristina Rodríguez y María Luisa Severiano

Enrique Méndez y Roberto Garduño

Ciudad de México. Los grupos parlamentarios del PRI y del PAN continúan escalando el conflicto político en torno al dirigente nacional del blanquiazul, Ricardo Anaya, y su probable enriquecimiento ilícito. Los priístas anunciaron que solicitarán formalmente a la Junta de Coordinación Política la creación de una comisión especial que se encargue de investigar el origen “de la fortuna presuntamente ilícita de Ricardo Anaya”.

El PAN replicó informando que respaldará esa comisión a cambio de que se incluyan como líneas de investigación del “enriquecimiento ilícito” de Enrique Ochoa, los negocios de Emilio Lozoya con Odebrecht y el origen del dinero en la familia presidencial para adquirir la casa blanca. El PAN intentó que Morena participara del conflicto, al proponerle que encabece la presidencia de la citada comisión.

César Camacho Quiroz, coordinador del PRI en San Lázaro, anunció que su bancada considera necesario investigar a Ricardo Anaya y, el Poder Legislativo tiene las atribuciones fiscalizadoras suficientes para averiguar el origen de la fortuna del dirigente nacional del PAN. “Los legisladores del tricolor presentaremos ante el pleno, una propuesta con punto de acuerdo para que el asunto se debata, y en su caso se apruebe la integración plural de la comisión especial”.

El mexiquense explicó que a partir del próximo martes se conocerán las bases y los argumentos con los que el PRI sustenta la petición para integrar el grupo de trabajo, pues “tenemos su origen en las quejas ciudadanas y busca hacer eco a las expresiones de ciudadanos queretanos, que han denunciado hechos inexplicables o poco explicados hasta ahora”.

Solicitó a la Procuraduría de Querétaro, se dedique a escudriñar, a investigar a profundidad esta noticia criminis, este aviso que a juicio de los denunciantes se ha cometido un delito, para que pueda llegar a buen puerto en términos de la legalidad”.

Tras ese anuncio, Marko Cortés, coordinador del PAN y presidente de la Junta de Coordinación Política, respondió a la solicitud del PRI, al sostener que su partido votará a favor de la integración de la comisión.

No obstante, agregó nuevos objetivos de ese grupo de trabajo, pues “hay que investigar al presidente nacional del PRI por su probable enriquecimiento ilícito a través de la obtención de concesiones de taxis, de su participación como socio en cuestiones médicas, así como los negocios de Emilio Lozoya Austin y de cómo obtuvo la familia presidencial dinero para comprar la llamada casa blanca”.

El michoacano adujo que “quien nada debe nada teme; no van a encontrar nada” y trató de meter a un tercero en discordia en este cruce de acusaciones entre PRI y PAN: a Morena, de quien dijo estará feliz de aceptar la presidencia de la comisión especial para informarnos de los resultados de su investigación.

Los dos partidos se presentaron ante los medios de comunicación velando armas. Primero, César Camacho Quiroz fue cobijado por decenas de diputadas y diputados de su partido. Después, lo mismo ocurrió con Marko Cortés, resguardado por sus correligionarias y correligionarios, al momento que defendía a Ricardo Anaya y acusaba al PRI-gobierno de emprender una campaña “deshonesta” que afecta la honorabilidad de las personas.

JSL
JSL