propaganda negra
Pesé a propaganda negra la gente quiere el cambio: PAN
3 Junio, 2015
Djokovic vence a Nadal en cuartos de final de Roland Garros
3 Junio, 2015

Rechaza la Suprema Corte atraer el caso Aristegui

Rechaza la Suprema Corte atraer el caso Aristegui

Carmen Aristegui y su abogado Xavier Cortina a la salida de las instalaciones de MVS donde sostuvo una reunion con representantes legales de la empresa el 18 de mayo pasado. Foto: María Meléndrez Parada

Por Alfredo Méndez

México, DF. Diez ministros de la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) rechazaron este miércoles “hacer suya” la petición de los abogados de Carmen Aristegui para que alguno de ellos se pronunciara a favor de que la Corte ejerciera su facultad de atracción y conociera de una parte de su litigio contra Grupo MVS, que despidió en marzo pasado a la periodista, por lo que el asunto regresará en los próximos días a un tribunal colegiado de circuito.

Después de concluir las sesiones privadas de la primera y segunda sala de la Corte, integrada cada una por cinco ministros, ninguno de los juzgadores del máximo tribunal del país se inclinaron a favor de que la queja derivada del caso Aristegui fuera resuelto por la SCJN.

La Primera Sala está integrada por los ministros José Ramón Cossío Díaz, Olga Sánchez Cordero, Alfredo Gutiérrez Ortiz Mena, Jorge Mario Pardo y Arturo Zaldívar Lelo de Larrea, mientras que la Segunda Sala la componen Juan Silva Meza, Margarita Luna Ramos, Fernando Franco, Alberto Pérez Dayán y Eduardo Medina Mora.

La petición de los abogados de Carmen Aristegui a la Corte era para que el máximo tribunal atrajera al ámbito de su competencia el recurso de queja promovido por MVS contra la decisión del juez federal Fernando Silva García, hijo del ministro Juan Silva, de admitir a trámite el amparo con el que Aristegui cuestionó su salida del noticiero matutino de esa empresa.

La admisión del amparo ha sido polémica, ya que el juez Silva le dio a MVS el carácter de autoridad responsable que puede violar derechos humanos, como si fuera una dependencia de gobierno, por el hecho de ser concesionaria del servicio público de radiodifusión.