deCADENCIA
24 julio, 2015
Sin escape
24 julio, 2015

Áspero fin de gestión

éxodo, Coqueteos marcelistas y el ingrato recuerdo

Maestros, sindicatos, campesinos…
Leyes ambiguas, de despedida

E l cierre de la administración torancista, a pesar de haber asegurado la continuidad de los tricolores en el estado, está lejos de ser terso. Ahora, además de los conflictos magisteriales, los choques de los empresarios en pugna por los futuros desarrollos urbanos de la capital y zona conurbada, y los dos sindicatos de gobierno mayoritarios enfrentados a su patrón, debe sumarse el reclamo de la Unión General Obrero, Campesina y Popular.

Esta agrupación fue fundada por Margarito Montes Parra, quien tras una historia de juventud revolucionaria y activismo de izquierda marcada por su alma máter (era egresado de Chapingo) decidió volverse pragmático y fundar un ente más moderado, y más cercano al poder. Fue asesinado en Sonora junto con toda su familia en 2009, y una de las esquelas que lamentaron “profundamente su muerte”, vino de Fidel Herrera, entonces gobernador de Veracruz y quien en varias ocasiones llegó a asistir a sus reuniones.

A pesar de eso, tratan de mantener el ideario agrarista como su eje de acción (e invasión de predios), por eso no es de sorprender que su líder estatal, Delfino García Pérez, haya amenazado en meses pasados incluso con un levantamiento armado, pues a su decir, las políticas del gobierno tanto de carencia de apoyo como su incapacidad de controlar a la delincuencia organizada, están ahorcando de manera irremediable a los campesinos potosinos, quienes a pesar de tener dos de las zonas más fértiles del país, la Huasteca y la Media, viven en la pobreza y a merced de terratenientes y narcotraficantes protegidos por políticos.

Campana

Y hablando de cambios de administración, ahora se intenta que en los próximos días, antes de la salida del Congreso del Estado, se puedan votar nuevas leyes de protección a los menores, girando estas en torno a que puedan ser retirados de padres que les fomenten actitudes violentas. Se señalan como principales objetivos la exposición a espectáculos en que se haga uso de animales y violencia contra o entre ellos, como lo son corridas de toros, una tradición muy arraigada en ciertos estratos socioeconómicos del estado, y las peleas de gallos, también con sectores sociales muy focalizados.

Sobre si esto aplicaría también a los delincuentes, principalmente a narcotraficantes y criminales semejantes, no se aclaró. Aunque cabe señalar que, bajo una legislación ambigua, también un activista social podría ser catalogado como peligroso por el gobierno, y sería una amenaza más contra los movimientos sociales, el retirarles a sus hijos de manera semejante a como ocurrió en Argentina durante los años de la Junta Militar, donde familias enteras de opositores al gobierno fueron desmembradas y sus hijos dados en adopción, causando que hasta la fecha, casi 30 años después de la caída de la dictadura, aún haya padres e hijos buscándose.

Campana

Mientras tanto, y con la proximidad de las elecciones internas del Partido Acción Nacional, ya varios grupos potosinos están reacomodándose y de manera tácita o implícita marcando su apoyo a Ricardo Anaya, a quien pretendieron ungir como “candidato de unidad” las cúpulas de las diferentes camarillas albiazules para llevar la fiesta en paz, y cicatrizar las heridas de la pasada elección, o a Javier Corral, el chihuahuense que desde hace años se ha convertido en una piedra en el zapato de los grupos de poder panistas, con sus críticas ácidas al dirigente en turno y las actitudes, a su modo de ver, colaboracionistas, que han mantenido los grupos panistas con el gobierno federal de origen priísta. El nombre de su movimiento, “Rebelión de las bases”, ilustra bastante quién es su público objetivo.

Por su parte, Alejandro Lozano, diputado local, se mostró muy ambiguo en su posible apoyo a uno u otro grupo, aunque al final aduló el posible buen trabajo que Ricardo Anaya realizaría. Aunque dijo que, como los ángeles tibios, no votaría por ninguno de los dos.

Badajazos

A pesar de la seguridad y tranquilidad que presumen las autoridades estatales, un nuevo hecho de violencia se presentó en Tamasopo ayer. La tesorera de la Confederación Nacional de Propietarios Rurales (CNPR) en ese municipio huasteco, Victoria Chávez, fue levantada en el área de Tambaca por un grupo de civiles armados a bordo de dos camionetas, precisamente mientras se desarrolla una gira de trabajo del gobernador Toranzo por aquella zona. Hasta ahora ni la procuraduría ni el Ejército mexicano han emitido comunicado al respecto, aunque según pobladores se registró una gran movilización de parte de ambas agrupaciones.

JSL
JSL