Dilma
Dinero: Los ganadores con la devaluación
26 agosto, 2015
ayotzinapa
Hoy, la XV acción global por Ayotzinapa
26 agosto, 2015

Astillero: Ganas (de ganar) y fuerzas (armadas)

Astillero, Pacto por México
  • EPN: segunda mitad
  • Rosario transversal
  • Trump y su “orden”

A rranca la temporada de saturación propagandística para tratar de convencer al respetable público (al que esas campañas irrespetan abiertamente) de que la realidad vista, sabida y diariamente palpada es falsa y que la verdad (cuando menos virtual) está en los 18 anuncios de promoción que ayer fueron soltados con el pretexto del tercer informe de labores que Enrique Peña Nieto presentará el primer día del próximo mes. Prieñalandia (el término es tomado de los artículos de Héctor Palacio, @NietzcheAristo) en pleno y a todo vapor, justamente en el reino que le es particularmente suyo, el del universo paralelo, los mundos imaginados, la autosatisfacción en forma de comercial, las poses entusiastas y la enjundia recitada del mexiquense que aparece en la mayoría de esos mensajes mediáticos para asegurar a los mexicanos que las cosas van bien, que el gobierno cumple, que resplandecen los valores de la justicia, la honestidad y la equidad, con las históricas “reformas estratégicas” como mecanismo casi divinizado de presuntas modernizaciones positivas.

“Entramos a esta segunda mitad con muchas ganas y más fuerza”, dice al final de los anuncios el objeto de los deseos investigadores del acairelado Virgilio, para subrayar que el suyo no es un gobierno que ya esté cansado. Ganas y fuerza son las palabras clave. Ganas, ¿de ganar?, y fuerza, ¿para aplicar? La actual ha sido una administración gananciosa, pues la mayoría de sus integrantes reciben altos salarios y una batería de prestaciones, ayudas y partidas discrecionales que en mucho han elevado la riqueza personal de esos agraciados “servidores públicos”. Es hasta ahora técnicamente incomprobable el rubro del enriquecimiento por actos de corrupción, y lo que ha sido puesto ante el escrutinio público, como los casos menores, ínfimos, de las casas adquiridas bajo fundadas sospechas de corrupción por altos personajes (Peña, Rivera, Videgaray), ha sido desatendido institucionalmente mediante disparos de cinismo a cargo de subordinados grotescos.

Pero lo muy cierto es que el presente sí ha sido un gobierno de ganar, y está dispuesto a seguir en el segundo tramo del Sexenio de Hidalgo “con muchas ganas”. También se ha sostenido mediante el uso excesivo y oneroso de la fuerza pública, desplegada por todo el territorio nacional (con las enormes erogaciones que ello significa, oportunidad dorada para que los jefes en acción “justifiquen” gastos incomprobables en la turbulenta práctica de campo) para obstruir, controlar o agredir las crecientes manifestaciones de descontento social.

Muchas ganas (de ganancias, electorales, entre otras) y fuerza (hasta porra llevó a una sesión con la Comisión Permanente del Congreso de la Unión) mostró ayer Rosario Robles, la secretaria de desarrollo social cuya renuncia demandaron legisladores de diversos partidos de oposición. La expresidenta del PRD pretendió defenderse de las críticas y del señalamiento insistente de que su gestión ha sido un fracaso con otras estadísticas y encuestas (para contrarrestar los números presentados por el Coneval) y con el señalamiento de que el combate a la pobreza es una responsabilidad “transversal”, compartida con otras secretarías y direcciones del gobierno federal.

Donald Trump avanza en su espectáculo electoral de escándalo, que constituye una apuesta pragmática por el voto de los conservadores deseosos de “rigor” y “orden”. Ayer el presentador de Univisión, Jorge Ramos, fue “conducido” por un agente de seguridad fuera de un salón donde se realizaba una conferencia de prensa con el precandidato presidencial republicano, en Dubuque, Iowa. El incidente se produjo porque Trump aseguraba que Ramos no tenía el turno para hacer una pregunta y debía sentarse en lugar de estar de pie, ya haciéndola. “Regrésate a Univisión”, dijo en cierto punto el polémico pelirrojo, lo que sonó a una forma despectiva respecto al periodismo para público hispanoparlante. Luego que el guardia fue empujando al presentador al exterior del salón, éste pudo volver y plantear la pregunta. Los demás periodistas presentes en la rueda de prensa no protestaron por lo sucedido, al menos en lo inmediato, e incluso en posteriores mesas de análisis en programas estadunidenses de televisión hubo aprobación a que el precandidato impidiera desorden en los turnos periodísticos. Donald avanza.

Astillas: Los momentos de crisis económica y de tormenta presupuestal que se avecina, se iluminan al saber que el Instituto Nacional Electoral pretende una asignación (a pesar de que el año próximo no habrá comicios federales) de más de quince mil millones de pesos,  de los cuales 4 mil millones serían para actividades de los partidos políticos… La actriz e imitadora Carmen Salinas anuncia que a su paso por la cámara de diputados impulsará la cultura y el arte… Sin relación con lo anterior, Peña Nieto y su esposa, Angélica Rivera, hacen una visita privada a la exposición en Bellas Artes de obras de Leonardo da Vinci y Miguel Ángel Buonarroti… A la hora de cerrar esta columna avanzaba la versión de que un oaxaqueño, Francisco Martínez Neri, podría resultar ganador de la disputa entre Jesús Zambrano y Guadalupe Acosta Naranjo por la coordinación de los diputados del PRD. Martínez Neri ganó por .19 por ciento de votos a la priista Beatriz Rodríguez… Los diputados del Panal fueron ayer a Los Pinos y a Bucareli, en una visita que adelanta el rol de ayuda que ese partido “rescatado” para el PRI otorgará a éste y al PVEM para tener mayoría en las votaciones en San Lázaro…

Y, mientras se investiga a fondo (o algo que se le parezca) la ejecución de dos presuntos delincuentes en Tabasco, luego que habían sido capturados con vida por policías estatales, ¡hasta mañana, con  lo pedestre que sigue exhibiendo a hombres de poder político, antes a Enrique Peña Nieto con sus calcetas deportivas (que sí se habría puesto al derecho) y ahora a Evo Morales al hacer que un ayudante le atara una agujeta mientras él dialogaba con otras personas  (https://goo.gl/1MXJIr )!

 

Julio Hernández López
Julio Hernández López
Autor de la columna Astillero, en La Jornada; director de La Jornada San Luis.