Solicitarían una prórroga para autorizar el MIG, prevé CEA
28 julio, 2016
El argumento que faltaba
28 julio, 2016

Conflicto parlamentario entre panistas

María Elena Yrízar Arias

Hace seis meses, el 21 de enero del presente año, Xavier Azuara Zúñiga, en su calidad de  presidente del Comité Directivo Estatal del Partido Acción Nacional, dio a conocer que el diputado Héctor Mendizábal Pérez le presentó su renuncia al cargo de coordinador de la fracción parlamentaria del PAN en el Congreso estatal, la que le fue aceptada de inmediato  y para ocupar ese lugar vacante su partido designó a la diputada Josefina Salazar Báez.

Para el 6 de junio del corriente año, se dio a conocer públicamente una iniciativa que propuso Mendizábal Pérez, mediante la cual se facultaba a los diputados de los diversos partidos políticos para que eligieran a sus coordinadores y que no fueran designaciones de los partidos políticos, como se venía haciendo.

La anterior propuesta fue criticada por el senador panista Octavio Pedroza Gaitán, quien la califico de vergonzosa. Hubieron otras opiniones, sobre todo de los líderes partidarios que consideraron que no era justa la propuesta, ya que si bien los diputados eran promovidos por los partidos políticos y que gracias a sus partidos que los apoyaron haciéndolos candidatos, llegaron a ser diputados y por lo tanto, no es ni correctamente político el  desconocer esa circunstancia y darse ellos mismos atribuciones que los desligan en cierta forma de sus partidos. Pero independientemente de los intereses de los partidos, los legisladores votaron a favor 21 de ellos de los 27 votos en total. Siendo aprobada por mayoría.

Para el miércoles 29 de junio pasado, los diputados panistas Xitlálic Sánchez Servín, Héctor Mendizábal Pérez, Mariano Niño Martínez y Jorge Luis Díaz Salinas, designaron a Enrique Torres Torres como su nuevo coordinador parlamentario y desconocieron a Josefina  Salazar Báez como tal. Consecuentemente, la diputada Salazar Báez concurrió ante el Trife mediante un recurso de impugnación, por considerar que se violaban sus derechos políticos electorales, para que se le reconociera la designación de su partido como coordinadora, bajo el siguiente argumento: “El cambio en la coordinación de la bancada violenta los estatutos y el reglamento interno de Acción Nacional, incluso la forma en como fue nombrado Enrique Flores Flores como líder del grupo parlamentario no se apega a los cambios que hicieron en la ley, ya que se establece que para que exista un cambio en la coordinación de la bancada se requiere el consenso de todos los diputados de la fracción y en el documento que presentaron solo lo firman 5 de los 7 legisladores”.

Hace ocho días, el presidente nacional del PAN, Ricardo Anaya, visitó a los panistas potosinos y vino a tratar de poner orden, pero pareciera que no lo logró, porque el tiempo fue muy corto y los conflictos muy acentuados, entre el divisionismo y otros aspectos desfavorables.

Desde el pasado 9 de julio, el dirigente estatal del PAN, Azuara Zúñiga, había presentado un escrito ante la Junta de Coordinación Política del Poder Legislativo, donde desconoce y descalifica la supuesta elección de Enrique Flores Flores como coordinador y ratifica que para el PAN la líder de la bancada sigue siendo Josefina Salazar Báez, y concretamente pidió hacer del conocimiento el contenido del escrito a todos los integrantes de la Comisión Permanente del Congreso del Estado y a todos los integrantes de la Junta de Coordinación Política del mismo cuerpo legislativo, a fin de que se tomen las medidas legales oportunas, para evitar que los actos, actuaciones y acuerdos en los que pudiera formar parte el diputado Enrique Flores, como supuesto coordinador del grupo parlamentario del PAN, puedan estar afectados de origen que produzca como consecuencia la nulidad de los mismos, por falta de legalidad.

El conflicto parlamentario entre panistas es preocupante, porque los distrae de sus labores, ya que no los beneficia en ningún aspecto, ni a ellos ni al Congreso potosino, y menos a sus militantes y a la sociedad en general. Al interior de su partido, este conflicto desafortunadamente los destruye, la división se hace mayor, la lucha por el control de los diputados panistas los desgasta, los descalifica como diputados y dan una imagen muy negativa. Por otro lado, sus adversarios de otros partidos, además de que se divierten viéndolos destruirse, los exhiben con el objetivo de descalificarlos como políticos para ganar a su vez la simpatía en esa lucha de poder que todos libran contra todos.

Este es un buen momento de atender el llamado a la cordura que se hizo hace días por el gobernador Juan Manuel Carreras, ustedes panistas, podrían poner la muestra de congruencia. Avóquense ustedes a sacar adelante los temas pendientes, los juicios políticos, la obligatoriedad de la ley de 3 de 3 y demás temas como el fuero, y de paso esfuércense por dignificar la actividad legislativa. Terminen su conflicto por el bien de todos. Porque si el Trife ratifica a su coordinadora Josefina Salazar Baez, se enfrentarán a múltiples actos nulos de pleno derecho por la imposición del diputado Flores Flores como el nuevo coordinador, desconocido por su propio partido. No hay de otra que respetar el estado de derecho, ya que esa es su principal responsabilidad. A trabajar señores diputados.

[email protected]