sentencia
Reporta Migración 90 cuerpos repatriados en lo que va del año
19 diciembre, 2016
Ya casi dos años de aquella carta al Presidente y…
19 diciembre, 2016

El palo, muy importante

Luis Ricardo Guerrero Romero

¡Vámonos!, es suficiente, tenemos que correr y escapar antes de que alguna persona sepa lo que hicimos, tú dices que se lo merecía, y te apoyé, pero creo que ya fue mucho, no era necesario llegar a tanto, además sólo tenías deseos reprimidos, y para mi gusto, esos deseos ya fueron saciados, entonces, ¡vámonos!, ya mañana que salga en el periódico sabremos la versión supuestamente oficial, en ella como de costumbre, inculparán a cualquiera excepto a nosotros, pero para que no se descubra la verdad necesitamos irnos ahora mismo. Mira, yo digo que no ganas nada con seguir tomándote selfies al costado de este cadáver, ya con el video es suficiente. –Bueno, ya, está bien, deja de estar molestado, pareces mi abuela, temerosa e insistente, pero a ver, cuando te la estabas empalando no decías basta, y ahora que me tocó agarrarla a palazos ya no te gustó, o más bien es eso, te gustó y por eso ahora sientes remordimiento, no cabe duda que a través de los ojos se filtra el deseo. Pero estoy de acuerdo, creo que ya fue suficiente, además este palo de golf ya había dejado de ser mi preferido, aunque fue un obsequio del curita de mi parroquia, luego que le regalé un dinerito para unas llantas, un volante y un motor. Dijo que con eso me iré al cielo, pero no estoy tan seguro de ello, no creo que ese curita cabrón vea más cielo allá arriba que el colchón, ya sabes lo que cuentan sobre su hijo que caritativamente adoptó de la calle, siendo un bebé abandonado por una mujer despiadada, pero el niño tiene la misma mirada que la sacristana. –Sí, sé de lo que hablas, pero el asunto ahora es otro, te digo que ya debemos irnos, y no olvides deshacerte del palo, testigo firme del poder violento.

¿Eso es todo lo que recuerda? –Sí doctor, porque cuando veo que me alejo, siempre coincide con el sonido de la alarma, y no logro saber qué ocurre, y por eso vine a su clínica para que me ayude a interpretar esta recurrente pesadilla, en donde es a mí a quien empalan, y soy yo quien habla con mi mismo yo, cómplice de mi propia muerte.

Del relato anterior recuperemos el palo y divaguemos un poco sin ser tan profundos. Soñar con palos no es algo común, o al menos que se trabaje como escort, o bien, que se quiera ser una de ellas. Sin embargo, no es difícil vincular el simbolismo del palo en muchas civilizaciones o culturas, ya que parece funcionar tanto como poder o como castigo. Ahora bien, por qué el palo es importante, lo usa el barrendero y el pintor, el gimnasta y el entrenador, usan palos en los coros, y en el ring de boxeo 10 segundos antes de acabar. En un panorama general estamos rodeados de palos, el mundo circular se vale de recatas, y desde pequeños en la escuela nos adiestran con palitos y bolitas y eso seguramente va educando la libido. No obstante, a todo este enredo, distinguimos ese sustantivo como una herencia de violencia y poder, ya en el griego antiguo, voces como: παλαισμα (palesma);  παλαιοω (paleo); y παλλω (pal-lo), son entendidas como: lucha, vencer en la lucha, y agitar con violencia, respectivamente. Este mismo sustantivo continúa su poder represivo en la lengua latina: palus, palo, herramienta para golpear. Es decir que el palo es prolongación de la fuerza, es un apoyo de poder, es inclusive la palabra palo en su primer consonante /P/ oclusiva y sorda, tal como sonaría un golpe, y es así que el palo se denomina como tal, pues el sonido onomatopéyico de una palmada (lo cual refiere al golpe de las palmas con el viento) creó la voz palo, tenemos la palabra palo, porque primero tuvimos en la naturaleza el golpe de las palmas contra el viento, y después el de las manos contra algún objeto duro que generó ese típico: ¡pa, paf, pam, plas! El palo, muy importante, ícono de dureza y poder.