Corrupción, dispendio y no retribución
11 enero, 2017
Evidente
11 enero, 2017

Gallarda ciudadanía

Jaime Nava

En menos de dos semanas, Ricardo Gallardo Juárez ha requerido de rejas y policías antimotines para protegerse de cientos de personas que han marchado hasta la Unidad Administrativa Municipal cansados de abusos, arbitrariedades y amenazas. Al  unísono, y con más gallardía que el oculto destinatario de la protesta, trabajadores municipales, comerciantes y empresarios corearon “¡Fuera Gallardo!” al exterior de la oficina del alcalde.

Y es que en el ayuntamiento las cosas no andan bien. La burocracia municipal se encuentra en medio de una batalla entre los funcionarios designados por los gallardo (en plural, padre e hijo, principalmente). Los subordinados no acatan las órdenes de superiores que no provengan del mismo grupo que los llevó a la nómina municipal; es decir, los elegidos de “junior” (como le dicen al ex alcalde de Soledad de Graciano Sánchez) no aceptan que alguien del equipo de Gallardo Juárez les diga qué pueden o no hacer.

Como si nada ocurriera dentro y fuera del ayuntamiento, Gallardo Juárez ha evitado pronunciarse  acerca de las protestas en contra de su administración y tampoco detuvieron la continuidad de las contradicciones entre los supuestos problemas financieros del municipio y el ejercicio de los recursos públicos para promover la imagen del alcalde en los distritos y colonias que tienen bajo encargo los regidores perredistas de la capital.

Ayer, vecinos de El Peñascal, Bellas Lomas y Tierra Blanca bloquearon el periférico en demanda de agua potable y drenaje. Al ser cuestionado sobre el asunto, Gallardo Juárez dijo que no era un problema del ayuntamiento sino de Interapas; aunque olvidó que él forma parte de la Junta de Gobierno de ese organismo y que precisamente ayer inauguró una nueva planta purificadora de agua en Tierra Blanca.

No se podrán quejar los habitantes de Tierra Blanca en cuyas casas no hay drenaje o agua potable, al menos ya cuentan con una planta purificadora a donde podrán ir a recibir un recordatorio de que su derecho humano al agua está garantizado siempre y cuando el proyecto político del perredista en San Luis Potosí sea alimentado por sus agradecidos votos. ¿Quién necesita drenaje cuando se tiene agua embotellada?

Curiosa contradicción municipal la de instalar plantas potabilizadoras de agua, tronar negocios particulares al regalar garrafones de agua y, al mismo tiempo, pagar cada mes más de 50 mil pesos a una empresa privada por la compra de agua en garrafones para la Unidad Administrativa Municipal.

El viernes pasado, el Consejo Estatal Electoral y de Participación Ciudadana (Ceepac) aprobó el procedimiento sancionador en contra de Ricardo Gallardo Juárez por incurrir en promoción personalizada al utilizar en todo lo imaginable la palabra: gallardía. El secretario del ayuntamiento y vocero de oficio de Gallardo Juárez ya dijo que continuarán usando la dichosa palabra porque al Ceepac le “ordenaron o les dio su gana” resolver en contra de “Don Ricardo”, como le dice él.

Bien hará el ayuntamiento en continuar inundando a la capital de una palabra cuyo significado han modificado en los hechos, pues las últimas semanas han servido para que los potosinos se den cuenta de que entre más gallarda es la ciudadanía, menos gallardía poseen quienes ejercen el poder en contra de los intereses comunes.

Han pasado 379 días sin que se sepa el paradero de la pequeña Zoé Zuleica Torres Gómez.

¡Que la UASLP baje los costos de posgrados y licenciaturas! #EducaciónParaTodos

¡Ni un día más en el silencio, ni un día más sin Carmen Aristegui!

@JaimeNavaN

Jaime Nava N.
Jaime Nava N.
Estudiante de maestría en Derechos Humanos por la UASLP. Activista en Amnistía Internacional.