Situación de violencia en Mexico preocupa en la Unión Europea
25 febrero, 2015
Entre rechiflas de zapatistas, entregan constancia a Sonia
25 febrero, 2015

Izquierdas inciertas

éxodo, Coqueteos marcelistas y el ingrato recuerdo

Impugnación como berrinche
En el PAN, guerra de porras

Ricarlos I

H ientras el PRD enfrenta a nivel nacional una de sus peores crisis con cada vez más militantes símbolo abandonando sus filas, el panorama para las izquierdas en el estado luce también incierto. Ayer, según el diario Pulso, Sergio Ernesto García Basauri y Juan Manuel Ruvalcaba García, ambos aspirantes que se registraron a finales del año pasado para contender por la candidatura a gobernador, presentaron supuestamente impugnación en contra de la selección de Fernando Pérez Espinosa como abanderado del sol azteca y sus partidos aliados.

Al respecto, la dirigente estatal del Partido de la Revolución Democrática, Érika Briones, negó que se hayan recibido dichas quejas a nivel estado, y que a nivel nacional el CEN no les ha notificado ningún asunto de esta naturaleza, pese a que se mantienen en contacto constante y con pláticas diarias, dada la importancia que la cúpula partidista le está dando al caso potosino.

De hecho, la lideresa va más allá y califica tal cual de “berrinches” y “búsqueda de puntos de negociación” las supuestas impugnaciones que se anuncian, y sobre la que supuestamente se hizo ante el TEPJF, “aunque existiera, no procede, porque según las mismas reglas del PRD para la competencia, el comité nacional tiene todas las facultades para atraer la elección y nombrar candidato desechando el proceso previo”.

Explicó que el proceso en que estos dos precandidatos participaron prácticamente no existió, pues al tomar control la dirigencia nacional de los procesos de selección, lo cual ocurrió cuando Ricardo Gallardo Cardona fue encarcelado a raíz de la aplicación del “protocolo de ética”, se anuló cualquier proceso de elección previo a esa decisión.

Cabe recordar que este proceso de selección, junto con el consejo político estatal, fue pospuesto una y otra vez por la dirigencia, pues aunque se planeaba que sería durante noviembre, la fecha fue siendo retrasada una y otra vez, e incluso el domingo anterior a la detención del alcalde de Soledad estaba planeado efectuarse, aunque nuevamente se canceló uso días antes.

Todo esto no es más que campaña sucia, advirtió Briones, “pues legalmente no existe modo alguno de tirar la candidatura de Calolo, dado que se cumplió con los requisitos personales y fue la dirigencia nacional directamente quien lo eligió, y está dentro de sus atribuciones hacerlo”.

Mientras esto pasa, las alianzas acordadas en el estado por Movimiento Ciudadano y el sol azteca aún se mantienen, pero pegadas con alfileres. Aunque se ha buscado el contacto con Movimiento Ciudadano, no se ha podido acordar lo que se hará en los municipios donde ya se tenían pactadas candidaturas conjuntas.

Y en ese contexto, es que Eugenio Govea Arcos se registrará como candidato por el otrora “partido naranja”, dejando a la alianza de izquierdas, que hoy sólo cuenta con tres partidos, también con incertidumbre respecto a cómo acomodarán las candidaturas que eventualmente se modificarían, si se rompe por completo con el Movimiento Ciudadano.

Lo que ya se tiene seguro, afirma la cúpula perredista, es la candidatura de Isaac Ramos a la alcaldía de la capital, donde le tocará competir contra Manuel Lozano y Xavier Azuara, y toda la maquinaria electoral que eso implica.

CampanaEn una guerra de porras, como los concursos televisivos donde gana el que más aplausos recibe, se convirtió la ratificación de Sonia Mendoza como candidata del Partido Acción Nacional a la gubernatura del estado. Con la presencia de la dirigencia nacional y los panistas ilustres del estado (salvo los dos ex contendientes por la candidatura que hoy ostenta y algunos de sus colaboradores) la senadora fue ungida como abanderada albiazul, mientras entre la multitud presente en el Centro de Convenciones se escuchaban vivas a Alejandro Zapata, e incluso acusaciones sobre la supuesta complicidad entre Mendoza Díaz y el ex gobernador Marcelo de los Santos, durante la administración de este último y la legislatura de la primera.

Un Marcelo de los Santos que, aunque al parecer no estaba del todo planeada su presencia, fue incluido en el presídium, flanqueado por la dirigencia estatal y el presidente del CEN panista. Tampoco fue recibido con aplausos unánimes. Todo esto con unos extraños caminantes deambulando por el lugar en zancos, quienes llevaban máscaras de Guy Fawkes, un conocido católico inglés que, entre otras cosas, trató de hacer volar el parlamento británico con todo y rey, y cuya imagen se popularizara recientemente como símbolo anarquista.

Los gritos y reclamos tanto de los simpatizantes de unos como de otros por momentos subieron de tono, mientras los que presidían el evento guardaban incómodo silencio, para luego hacer la clásica pose para los medios de “levantarle la mano a la ganadora”. Ahora sólo queda ver si esta confrontación no rebasa el terreno de lo operativo. Al respecto, Mario Leal, entrevistado aparte por La Jornada San Luis, advirtió que esta división es semejante a la vivida en 2009, cuando Eugenio Govea y Jorge Lozano, cada uno por diferentes motivos pero señalando los mismos vicios en que el PAN había caído, abandonaron al candidato, entonces Alejandro Zapata, a su suerte.

Hoy, señala, la situación podría repetirse y tener un impacto no tanto en la imagen del albiazul hacia la sociedad, sino hacia la operatividad del partido mismo, lo cual puede causarle un impacto muy grave en tiempos de campaña, si no se prevé desde ahora un modo de revertir este “apasionamiento natural” que suelen llevar los panistas cuando están en campaña, ya sea interna o constitucional.

Badajazos

Con la reciente filtración de un audio donde se hablaba de la supuesta quiebra del ayuntamiento y del gobierno estatal, al estar incapacitados financieramente para construir obra, al parecer los dos niveles de gobierno han aprovechado para admitir abiertamente dicha bancarrota. Lo que antes negaban a pies juntillas, ahora lo dicen casi en tono de pretexto mientras aseguran que con todo y eso, se les pagará a los proveedores. Y aún con dicha incapacidad de iniciativa, tanto el estado como el municipio capitalino aseguran que se iniciarán los trabajos de la calle Obregón, cuando se pongan de acuerdo.

JSL
JSL