Todo, menos la indiferencia o la resignación
20 febrero, 2015
Preferencias
20 febrero, 2015

¿Menos votos al PRI?

éxodo, Coqueteos marcelistas y el ingrato recuerdo

Posible fractura en la izquierda
Similitudes Calolo-Gallardo

Ricarlos I

A noche, semanas de especulación terminaron con la confirmación por parte de la dirigencia estatal del Partido de la Revolución Democrática, de Fernando Pérez Espinosa, Calolo, como su abanderado para buscar la gubernatura potosina y por ende de la “coalición de izquierdas”. Aunque estas izquierdas podrían no estar incluyendo al Movimiento Ciudadano, encabezado por Eugenio Govea.

Al final, fueron múltiples los factores que afectaron en la decisión de la dirigencia nacional del sol azteca al decantarse por el priísta. La primera, que con el tipo de liderazgo que ha mostrado Pérez Espinosa el PRD podría tener acceso a un sector de la sociedad potosina donde no ha encontrado suficientes nichos de desarrollo, las clases media alta y alta de la capital del estado, un sector bastante influyente en las opiniones y en las elecciones.

La segunda, la base política con que cuenta Calolo, pues habiendo sido presidente estatal del partido, tuvo la oportunidad de hacerse contactos y simpatías por todo el estado, además de su carácter fiestero que le han granjeado amistades en prácticamente cada sector del Revolucionario Institucional y que en esta ocasión, al enfrentarse a un candidato tricolor de tendencia más bien pasiva, podría mover la balanza a su favor.

Y por último, la amistad que guardó con el hoy preso Ricardo Gallardo Cardona bien podría significar simpatías dentro del PRD por parte del bloque gallardista, quienes al final podrían encontrar más similitudes entre Calolo y su defenestrado líder, que con Govea Arcos, a pesar de la cuestión ideológica.

Respecto a la maratónica sesión de anoche en la sede del PRD, explicó Érika Briones, fue prácticamente en la última hora, luego de discutirse prácticamente todo el día, que se decidió ir por Pérez Espinosa, a pesar de las señales que la dirigencia nacional había dado de que la decisión giraría en torno al candidato de Movimiento Ciudadano.

Incluso, confirmó que en el caso específico del gallardismo, fue una de las razones que influyeron en la decisión de la dirigencia nacional, pues se temió que la figura de Eugenio Govea, señalado como causa al menos indirecta de que el PRD investigara y a la postre “entregara” a Gallardo Cardona a las autoridades, causara la separación del proceso de la estructura armada en torno al Pollo, una red política cuyo centro se encuentra en Soledad de Graciano Sánchez, uno de los municipios más poblados del estado y que también podría ser la diferencia en caso de una elección cerrada.

También confirmó la dirigente que prácticamente durante todo el jueves se perdió contacto, al menos a nivel estatal, con la dirigencia de Movimiento Ciudadano, siendo directamente la cúpula nacional perredista la única que podría decir algo cierto sobre la decisión de Eugenio Govea. Aunque aclaró que, si se guían por la postura que mantuvieron en las reuniones previas, podría haber una separación de las izquierdas.

Y esto, señala, reconfiguraría muchas cosas en las candidaturas que ya se tenían para ir en alianza con el Movimiento Ciudadano, pues ahora es posible que deba renegociarse buena parte de ellas para incluir al partido Conciencia Popular y, tal vez, excluir al partido de Govea. Sólo las candidaturas federales siguen firmes en ese sentido.

Así que ahora queda por ver cómo se van a dividir los votos en junio, pues sin duda alguna, la candidatura de Calolo restará votos al PRI, lo que a la larga podría no beneficiar necesariamente a la alianza de las izquierdas, sino al PAN, con Sonia Mendoza como abanderada. Esto, a menos que un golpe de timón de Govea lo haga declinar a favor de Pérez Espinosa, lo cual se ve improbable.

Por mientras, hoy por la mañana firmarán la alianza PRD, PT y Conciencia Popular, y tendrán todo el sábado para adherirse a la alianza los de Movimiento Ciudadano, si así lo deciden.

Badajazos

Ayer por la mañana, apareció en un espectacular de la Diagonal Salvador Nava en su cruce con Rutilo Torres, una manta con la leyenda “El encubrimiento también es un delito”, mostrando las fotos del padre Eduardo Córdova Bautista, quien tiene orden de aprehensión por abuso sexual contra decenas de menores a lo largo de varios años, y la imagen también del arzobispo Carlos Cabrero, acusado por activistas y víctimas, junto con sus predecesores, de haber dejado que Córdova actuara con impunidad por décadas. Cabe recordar que hasta mediados del año pasado, la postura de la Arquidiócesis potosina fue de una defensa férrea para el acusado de pederastia, llegando incluso a llamar a los acusadores “resentidos” y a descalificar a los periodistas que les daban voz.

JSL
JSL