Dilma
Dinero: Pega reforma fiscal al carrito del mandado
21 enero, 2015
Toledo culmina donación del Iago; multiplicarlo, deber del INBA
21 enero, 2015

De pasada por San Luis
Perfiles deteñidos
Los pendientes de la procu

Ricarlos I

A noche, luego de muchas especulaciones sobre la posible unción de un candidato en el CEN priísta, en la ciudad de México, sólo se vieron políticos “menores” pero con aspiraciones a nuevos puestos de elección popular acudir al lugar, potosinos eso sí. Entre ellos se veía a la lideresa de las mujeres priístas en el estado, Paulina Castelo, a la diputada Delia Guerrero Coronado, el alcalde de Rioverde, Alex García, y figuras de ese calibre.

Mucha expectación había causado esta reunión pues se esperaba un nuevo cónclave que tuviera como resultado, por fin, un destapado para contender por la gubernatura del estado. Esto no sucedió, y ahora parece que habrá qué esperar hasta el jueves, cuando según el PRI de Nuevo León, César Camacho aprovecharía su gira por el estado vecino para pasar por San Luis Potosí, el mismo día que Enrique Peña Nieto, reunirse con los aspirantes y anunciar al abanderado tricolor.

Un acto de inauguración del acueducto, al cual, por cierto, no invitaron a la Comisión Estatal del Agua.

CampanaMientras tanto, en el PRD estatal volvieron a emitir su convocatoria para su consejo electivo estatal, esto con la pretensión de, ahora sí, elegir a los candidatos para los diferentes puestos de elección popular por los que se competirá el 7 de junio. La última convocatoria se vio suspendida por el PRD nacional, en lo que fue el preámbulo para el arresto del presidente del consejo estatal de ese partido, Ricardo Gallardo Cardona.

En esta ocasión, la convocatoria sólo difiere, naturalmente, en las fechas, y en el detalle de que el próximo candidato a gobernador será designado directamente por la dirigencia nacional, a diferencia de la anterior convocatoria en la que se estipulaba la pertenencia al partido y otros detalles.

Este nuevo llamado abre la puerta a que la dirigencia nacional opte por dejarle la candidatura a un aspirante que no pertenezca a la estructura perredista, como se hiciera en elecciones pasadas en las que incluso Elías Dip Ramé, priísta reconocido y que incluso aspira a la gubernatura por el tricolor, contendió en 2003 contra Marcelo de los Santos y Luis García Julián.

En aquella ocasión, Dip Ramé aprovechó la división y debilidad del PRD, para desplazar al precandidato Salvador Nava Calvillo de una postulación que casi tenía segura, por la falta de otros perfiles fuertes en el sol azteca. En su momento, Nava Calvillo advirtió que el partido de izquierda estaba convirtiéndose en una franquicia, opinión sustentada tanto por la postulación de este legislador priísta como por la candidatura de Roberto Cervantes Barajas en Soledad, con los resultados que luego se tuvieron tanto en el municipio conurbado de la capital, como en el desempeño de Cervantes Barajas como diputado local.

La situación actual asemeja enormemente aquella ocasión, con un partido debilitado a nivel nacional, a grado tal que varios perredistas locales consideran una “traición” de la cúpula nacional el proceso contra Gallardo Cardona, quien para buena parte de la dirigencia estatal era el candidato más fuerte para contender por la gubernatura.

El escenario se presta para que un actor externo llegue a salvar la campaña, un actor que ya se escucha en pasillos, podría ser el actual candidato de otro de los partidos de izquierda, Movimiento Ciudadano, el diputado (y ex senador panista, y ex líder del PAN, y yerno de la ex gobernadora zacatecana Amalia García) Eugenio Govea Arcos.

CampanaY la Procuraduría estatal sigue recibiendo reclamos, debido a los casos “fuertes” que no han terminado en una sentencia, consignación o siquiera una detención. Ya una periodista de renombre nacional vino a recordarles la tardanza con que se actuó contra el cura acusado de abuso sexual, Eduardo Córdova, pues a pesar de las acusaciones y señalamientos, tardaron tiempo suficiente para que el cura pudiera sustraerse de la acción de la justicia y hoy, a más de medio año de su orden de arresto, siga prófugo, cuando apenas unas semanas antes de que se emitiera la orden, y ya con acusaciones y denuncias probadas tanto ante la autoridad como en medios de difusión, seguía asistiendo a eventos sociales, acompañado de políticos y empresarios que, según la periodista, habrían estado cubriendo sus actos y usando sus influencias para obstruir la justicia.

Hoy, además de lo de Córdova, la Procuraduría debe tratar de explicar el caso de la edecán muerta en el centro nocturno Play, Karla Pontigo, cuyo caso lleva ya más de dos años y sigue sin esclarecerse, con el principal sospechoso, Jorge Vasilakos, también prófugo y que tuvo tiempo suficiente para huir debido a estas dilaciones de la autoridad. O la desaparición de una de sus propias empleadas, la perito Guadalupe González Vázquez, de quien junto con su hijo no se sabe una palabra desde noviembre, sin que hasta el momento haya ningún sospechoso detenido.

JSL
JSL