Verificará la Segam que no se tiren desechos tóxicos en el nuevo relleno
28 septiembre, 2015
De poder a poder
28 septiembre, 2015

Asegura Cabrero Romero querer terminar la disputa con Desfassiux

Desfassiux

Jesús Carlos Cabrero Romero.

Samuel Estrada

El arzobispo de San Luis Potosí, Jesús Carlos Cabrero Romero, manifestó querer acabar con la polémica que se ha suscitado con el diputado local Sergio Desfassiux, sin embargo puntualizó que el gana 17 mil pesos mensuales, mucho menos de lo que gana un legislador, y es falso que tenga una camioneta BMW, ya que, expuso, se transporta en una camioneta Explorer que es propiedad de la Arquidiócesis, no de él. Por otro lado, al respecto del cambio de gobierno, refirió que hay que darle el beneficio de la duda a la nueva administración encabezada por Juan Manuel Carreras López.

El clérigo comentó: “de mi parte, yo no conocía al señor, ni de donde era, ahora ya me informé y justo en el evento de la toma de protesta del gobernador, justo nos pusieron enfrente uno del otro; yo sí le salude a la distancia, pero creo que él no esperaba mi saludo, sólo fue a la distancia, como dicen, ‘saludo de lejos es de sabios’”.

Añadió, además, que la tarea de un arzobispo es buscar la paz y la armonía y no enfrentarse mediáticamente con alguien: “yo estoy consciente de que cuando estoy errado, pues puede haber quién me corrija, a veces me atribuyen cosas que no dije, pero cuando lo dije yo puedo pedir perdón y reconocer que me he equivocado, yo no tengo problema con eso”, abundó.

No obstante, hizo hincapié en que, por supuesto, gana mucho menos que un diputado, que no tiene ningún auto de lujo, y la forma en que se puede mover es solamente con una camioneta modelo 2013, que es de la Arquidiócesis, y con ella se tiene que mover a todos sus compromisos en todo el estado, asimismo puntualizó que tampoco hay planes para renovarla este año, pues no hay las posibilidades económicas para ello. “Además, estoy en buró de crédito”, bromeó.

 

Se debe de dar el voto de confianza al nuevo gobernador

Por otro lado, comentó que Carreras López tiene un gran desafío, y es ganar la voluntad y la confianza de los potosinos, por lo que “le pido a Dios” que sean seis años en donde todos juntos se pueda tener un mejor San Luis Potosí.

Asimismo, recalcó que las propuestas que ha escuchado sí “llenan el ojo” y generan expectativa, pero la tarea es difícil y se deben poner las bases para una política de continuidad.

Finalmente, consideró que el tema del combate a la corrupción es alentador, pero en primer lugar tiene que verificar que todos sus colaboradores estén unidos a la causa, porque crear confianza en la ciudadanía para con el gobierno no es cosa fácil.

JSL
JSL