Ayuntamiento y Colegio de Notarios promueven la escrituración de predios
28 agosto, 2016
Ayuntamiento apoya a productores de Bocas
28 agosto, 2016

Elaboración de champú de grado, tradición en delegación La Pila

Hace 10 años que Isaac Luna Carranza y su esposa Leonor se dedican a la elaboración de champú, emulando a otras familias de La Pila que se dedicaban a esta actividad para sobrevivir modesta pero dignamente. A sus 70 años, Isaac continúa con la tradición que data desde inicios del siglo pasado.

El fabricante explicó que el champú de sangre de Grado es un producto que se fabrica de manera artesanal y rústica en la Delegación. Para su producción se requiere de la planta sangregado,  que se da en las faldas de la Sierra de San Miguelito, ingrediente al que se le da un tratamiento especial para después agregar ingredientes como esencia y formula para su acabado final.

Isaac Luna Carranza  ha vivido en La Pila toda su vida y ha encontrado en la fabricación de este producto un ingreso para su hogar, pues la deficiencia auditiva con la que cuenta le ha quitado, a sus 70 años, la posibilidad de encontrar un empleo fijo en alguna empresa o negocio.

“Mi esposo saca la raíz del sangre de grado del cerro, lo lava y comienza a darle el tratamiento de preparación, para después agregar la fórmula que traemos de San Luis y una vez frio le empieza a menear hasta que queda cremoso”, explicó María Leonor Rivera, desde el interior de su modesto, limpio y aromático hogar.

Agregó que la planta de Sangre de grado tiene beneficios como tratamiento para evitar la caída del cabello y contra la caspa, se da en la sierra de manera natural, sin ser plantada como es de pensarse, y por esta razón el champú se vende únicamente sobre pedido.

Hace 10 años que Isaac y su esposa se dedican a fabricar champú de Sangre de Grado y no han estado exentos de la volatilidad que un negocio trae consigo. “El negocio empezó a quebrar porque ya no me compraban, antes vendía casi 50 botellas por semana, a veces le hacían pedidos de hasta 30 botellas en un día, pero comenzó a bajar y a bajar hasta que solo fabrico sobre pedido”, afirmó Isaac.