vasco
Con cadenas humanas, miles piden referéndum sobre independencia de País Vasco
21 junio, 2015
inmigrantes
Pide el papa no tratar a los inmigrantes como “mercancías”
21 junio, 2015

CEDH exige regulación del comercio informal

CEDH crisis financiera

Jorge Torres

A mediados de 2014 la organización Nuestro Centro, en conjunto con comerciantes establecidos, emitió una demanda contra autoridades municipales y estatales por su nula acción para disminuir el ambulantaje; dicha denuncia fue acompañada por una queja ante la Comisión Estatal de Derechos Humanos (CEDH), y hasta este mes en curso la dependencia emitió la recomendación 18/2015 al presidente municipal Mario García Valdez para que regule el comercio informal en el primer cuadro de la ciudad.

Entre las cosas que se piden al edil capitalino para la regulación del ambulantaje está que garantice la libertad de tránsito y la preservación del patrimonio histórico; crear mesas de diálogo para la regulación del comercio informal; realizar un diagnóstico del ambulantaje; capacitación al personal de la Dirección de Comercio y notificar sobre las posibles omisiones cometidas por el referido departamento.

Según el expediente de investigación, debido a la instalación de los puestos semifijos las banquetas y zonas reservadas para el transporte público urbano se encuentran obstruidas, lo que dificulta el acceso de los pasajeros y pone en riesgo su integridad física; además existen conexiones irregulares de energía eléctrica que abastecen los puestos en la vía pública, hay contaminación sonora generada por la música a alto volumen, además de que los vendedores de comida usan tanques de gas sin las mínimas medidas de seguridad.

Al respecto, el titular de la CEDH, Jorge Vega Arroyo, señaló que dentro del análisis que ha realizado se han encontrado irregularidades en el otorgamiento de permisos, pues la ley no estipula permisos para el comercio informal, además de que no hay un control en la instalación de los ambulantes ya que no está determinado qué espacios públicos pueden ocupar, esto aunado a la falta de medidas de seguridad.

Agreó que “se necesita una reglamentación. Nosotros en algunos casos hemos detectado que hasta impiden la visibilidad de las cámaras públicas que hay, no hay un claro padrón de quiénes están realizando el comercio informal y de qué tipo, es decir, no existe un padrón completo”.

Por último, el ombudsman potosino destacó que debe haber una regulación efectiva para que con eso se termine esa discrecionalidad en el otorgamiento de los espacios públicos para ejercer el comercio de una manera informal.