Radiodifusoras universitarias podrían perder concesión
11 agosto, 2017
Policías Municipales auxilian a víctimas de robo en el Tangamanga uno
11 agosto, 2017

ONG pro migrantes envía ayuda a “barco nazi” en costas libias

Los activistas del ‘C-Star’ pretenden que los migrantes rescatados en aguas internacionales frente a Libia sean llevados de vuelta a África. Foto Afp

Afp

Roma. Una ONG de rescate de migrantes frente a las costas libias dijo este viernes que estaba de camino a ayudar al C-Star, un buque fletado por activistas antimigración en el Mediterráneo, donde está detenido debido a un problema técnico.

No se pudo contactar con los guardacostas italianos para confirmar si habían confiado esta insólita misión a un buque de Sea-Eye, una ONG alemana.

El presidente de esta organización, Michael Buschheuer, declaró en Facebook que se le había informado de las dificultades del «barco nazi» y subrayó que ayudar a personas en dificultades es un deber de todos los navegantes, «independientemente de su origen, color de piel, religión o convicciones».

Por su parte, un portavoz de los tripulantes del C-Star explicó este viernes a la Afp que no estaban en situación de dificultad, sino que el barco había detenido sus motores para resolver un problema técnico.

Tras cinco días de bloqueo frente a las costas tunecinas, donde los pescadores y un poderoso sindicato se oponían a su avituallamiento, la tripulación del C-Star salió de su silencio la noche del jueves.

«Nuestro barco recibió abastecimiento, todo va bien, regresa a la zona», dijo Clément Galand, un francés a bordo de la embarcación, en un mensaje enviado a la Afp la madrugada de este viernes.

No obstante, los tripulantes anunciaron la tarde de este viernes que habían detenido los motores mientras arreglan «un pequeño problema técnico».

El C-Star, de pabellón mongol, fue alquilado a Yibuti por el grupo de extrema derecha Generación Identitaria.

Los activistas a bordo -alemanes, franceses, un italiano y un austríaco-, financiados gracias a una petición en línea con la que recaudaron más de 212 mil dólares, pretenden que los migrantes rescatados en aguas internacionales frente a Libia sean llevados de vuelta a África.

La semana pasada, persiguieron a dos barcos de ONG que recorrían esa zona y les dijeron por radio: «Les pedimos que abandonen la zona de rescate. Actúan como un factor incitativo para los traficantes de seres humanos».