hacienda nnovación en Transparencia
Riesgo país de México cierra semana a la baja
4 octubre, 2015
pumas
Pumas logra 1-0 y recupera liderato; Chivas, otra derrota
4 octubre, 2015

Bachelet celebra 27 años del plebiscito que acabó con Pinochet

Bachelet

La presidenta chilena, Michelle Bachelet, durante su discurso durante la 70 sesión de la Asamblea General de la ONU. Foto Xinhua

Bachelet


La presidenta chilena, Michelle Bachelet, durante su discurso durante la 70 sesión de la Asamblea General de la ONU. Foto Xinhua

Por Dpa

Santiago de Chile. La presidenta de Chile, Michelle Bachelet, recibió hoy un masivo apoyo a su gestión y a las reformas que impulsa su gobierno, en un acto que conmemoró los 27 años del triunfo del No en el plebiscito que terminó con la dictadura de Augusto Pinochet (1973-1990).

Bajo el eslogan «Presidenta cuente conmigo», miles de correligionarios, encabezados por los presidentes de los partidos políticos de la coalición gobernante, Nueva Mayoría, manifestaron su apoyo a la mandataria en medio de una fuerte caída en su popularidad, que llegó en septiembre al 22 por ciento.

Bachelet, única oradora del encuentro, destacó la importancia de la recuperación de la democracia a través del voto popular e insistió que sus reformas van en beneficio de las y los ciudadanos del país.

Además llamó a «derribar el muro de la desinformación y evitar los conflictos artificiales».

«Debemos abrir espacios de participación y actuar con la máxima transparencia», emplazó.

«El crecimiento del país se frena si sus frutos se distribuyen con desigualdad; la democracia se debilita si no hay una representación política justa y mayor transparencia; nuestra sociedad es más frágil si las mujeres son discriminadas; las capacidades de las personas no mejoran si no hay una educación inclusiva y de calidad», afirmó la mandataria.

Añadió que «los desafíos del futuro no podrán ser enfrentados con éxito si no hay una nueva relación entre el estado y el mercado, si no florece el valor de lo público. Por eso iniciamos un camino de reformas profundo, porque es necesario para remover estos obstáculos y para remover los cercos que limitan nuestro desarrollo», dijo.

La mandataria se refirió así a sus principales y emblemáticas reformas al sistema político, que terminó con el fin del sistema electoral binominal, resabio de la dictadura, y estableció un sistema de cuotas de género; y la reforma educacional, que busca otorgar enseñanza pública gratuita y de calidad para todas y todos.

También a la reforma tributaria y la anhelada reforma a la Constitución, cuyo mecanismo aún aguarda definición.

Bachelet reconoció que se han «cometido errores», pero enfatizó: «No aceptaremos que nos digan que no estamos haciendo una diferencia positiva para la vida de chilenos».

Luego de su primer gobierno (2006-2010), que culminó con un 80 por ciento de aprobación, Bachelet asumió como directora de ONU Mujeres, cargo que desempeñó hasta marzo de 2013, cuando regresó a Chile para promover una nueva candidatura a la presidencia.

Triunfó en las elecciones de 2014 con más de un 62 por ciento de las preferencias.

Su ambicioso programa de gobierno generó fuertes críticas de la derecha opositora, pero también de los sectores más conservadores de su coalición, Nueva Mayoría, que hoy asistió en pleno al teatro Caupolicán de Santiago, a otorgar su apoyo al programa de gobierno.