Desarrollan en la UASLP proyecto relacionado con la hidroponia
14 mayo, 2017
CEDH condena agresión contra siete periodistas en Guerrero
14 mayo, 2017

Desalojan a unos mil 500 civiles de Damasco

Fuerzas progubernamentales avanzan hacia el distrito de Qabun, a las afueras de Damasco, la capital siria. Foto Afp

Afp

Damasco. Al menos mil 500 civiles e insurgentes fueron evacuados el domingo de un barrio rebelde de de Damasco, el tercero hasta la fecha, anunció la televisión pública siria.

Se trata de un paso más en el objetivo del régimen sirio de erradicar la presencia de rebeldes en la capital.

Las evacuaciones del barrio de Qabun siguen a las de otros dos distritos rebeldes de Damasco, Barzé y Teshrin, en manos de los insurgentes desde 2012. Un corresponsal de la AFP en el barrio vio el domingo diez autobuses que transportaban a los rebeldes y sus familias. «La evacuación de hombres armados de Qabun está en curso», anunció la televisión estatal, citando al gobernador de la provincia. Los medios estatales informaron el sábado que el gobierno sirio había alcanzado un acuerdo con los insurgentes para que estos fueran evacuados de Qabun tras el avance de las tropas del régimen en ese sector. Un militante que se encontraba allí confirmó que la operación había comenzado. «Los autobuses están listos, esperan en el sector controlado por el régimen», dijo a la AFP Odai Awdeh.

Justo en el límite del barrio, dos mujeres se abrazaban y lloraban antes de separarse. Suad, de 22 años, se iba con su familia a la provincia de Idlib, dejando a su amiga Mona, también de 22 años, que se quedó en Damasco. «No quería irme. Debo seguir con mi familia y los míos prefieren irse a Idlib desde que mi tío vive allí tras haber dejado Barzé», explicó Suad, antes de mezclarse con los centenares de personas que se disponían a subir a los autobuses, sin mucho equipaje.

El viernes, más de mil 200 civiles e insurgentes fueron evacuados de los barrios de Barzé y Teshrin y tomaron rumbo a la provincia de Idlib. Además de Barzé, Qabun y Teshrin, los rebeldes están presentes en otros tres barrios de la capital siria, Jobar, Tadmun y Yarmuk. Más de 320 mil personas han perdido la vida en Siria desde que comenzaran las revueltas antirrégimen en 2011, que se tornaron en guerra civil a raíz de una dura represión.