Aumenta 50% decomiso de armas en aduanas del país
Aumenta 50% decomiso de armas en aduanas del país
14 abril, 2016
Miles protestan en España contra ley de educación
Miles protestan en España contra ley de educación
14 abril, 2016

Escuelas en Francia piden protección tras violentas protestas

Escuelas en Francia piden protección tras violentas protestas

Por Ap

París. Varios directores de escuelas en Francia pidieron protección a las autoridades, luego que miembros de su personal administrativo resultaron heridos por jóvenes que protestan contra las reformas laborales. Una marcha en París se tornó violenta el jueves y la policía antimotines usó gas lacrimógeno para dispersar a manifestantes que lanzaban piedras y botellas cerca de la estación del metro Stalingrad.

Los policías embistieron a palos a la multitud en la estación Gare du Nord, de donde parten trenes de Eurostar a Londres y otros destinos.

Estudiantes universitarios y de secundaria llevan semanas protestando contra una propuesta de ley que busca flexibilizar el horario laboral y facilitar los despidos. La mayoría de los manifestantes son pacíficos y muchos estudiantes están más preocupados por sus exámenes que por las políticas laborales, pero pequeños grupos de radicales han recurrido a la violencia, bloqueando el paso a las escuelas.

El sindicato de administradores educativos SNPDEN denunció que dos subdirectores resultaron levemente heridos el jueves tras ser golpeados y apedreados en la Escuela Secundaria Voltaire en París.

El vicepresidente de la SNPDEN Michel Richard dijo que la directora de una escuela sufrió fracturas en las costillas cuando un manifestante se le abalanzó encima, otra administradora recibió un puñetazo en la cara y una tercera fue herida cuando revoltosos le lanzaron un recipiente de basura.

«Le estamos pidiendo al estado que intervenga lo más pronto posible», dijo Richard a la AP.

Los sindicatos se disponían a sumarse a las protestas junto con los estudiantes le jueves a la tarde. El gobierno asevera que la nueva ley estimulará las contrataciones y reducirá el desempleo juvenil, pero los críticos sostienen que es un revés para los derechos laborales.