Juez federal concede otro amparo a Rodrigo Medina
14 febrero, 2017
Choque entre soldados y milicia deja 101 muertos en Congo
14 febrero, 2017

Prisión sin fianza a tres líderes de caso Gürtel en España

El PP está involucrado en una de las mayores redes de corrupción de la historia reciente de España. Foto Afp

Dpa

Madrid. La Justicia ordenó hoy el ingreso en prisión de los tres cabecillas de la trama Gürtel, una de las mayores redes de corrupción en la historia reciente de España vinculada al Partido Popular (PP) del presidente del Gobierno, Mariano Rajoy.

El Tribunal Superior de Justicia de Valencia siguió el pedido de la fiscalía y dictó prisión provisional sin fianza para Francisco Correa (líder de la trama bautizada por su apellido: Gürtel es «correa» en alemán), Pablo Crespo («número dos» de la red) y Álvaro Pérez (delegado de la trama en Valencia) al apreciar riesgo de fuga.

Los tres habían sido condenados el viernes a 13 años de prisión por el amaño de contratos para el montaje y desmontaje del pabellón de Valencia en la feria de turismo Fitur entre 2005 y 2009, en las primeras sentencias vinculadas a la trama Gürtel.

El alto tribunal valenciano condenó también a nueve años de prisión a Milagrosa Martínez, ex consejera de Turismo de Valencia del PP, y a seis años de prisión a Rafael Betoret, ex jefe de gabinete de Turismo.

El escándalo gira en torno a irregularidades cometidas por una red empresarial que al parecer entregó sobornos a cambio de recibir contratos a dedo de administraciones lideradas por el PP en Madrid y en la Comunidad Valenciana, en el este del país.

Desde que fue destapado en 2009, el caso salpicó a políticos cada vez de mayor rango. En 2014 costó el cargo a la entonces ministra de Sanidad, Ana Mato, que renunció tras ser acusada de lucrarse con los negocios de su ex marido, implicado en la trama.

Una de las ramificaciones más sensibles del caso juzga la supuesta «contabilidad B» del PP denunciada por Luis Bárcenas, ex tesorero del partido conservador que acusó a varios dirigentes de haber recibidos pagos en negro durante 20 años.