Presidente del Barça será juzgado por fichaje de Neymar
27 abril, 2017
Aprueban comisiones del Senado en lo general ley de desaparición
27 abril, 2017

Siria acusa a Israel de bombardeo en Damasco

El bombardeo cerca del aeropuerto internacional de Damasco provocó una enorme explosión. Foto Ap

Un testigo que vive en un barrio del sureste de la capital, Dawwar al Baytara, contó a la AFP haber escuchado una gran explosión.

«Hacia las 04 horas de la mañana, escuché una enorme explosión, corrí al balcón, y mirando hacia el aeropuerto vi una enorme bola de fuego», relató Maytham, de 47 años. «Se cortó la electricidad. La bolsa de fuego era bien visible», añadió.

Desde que empezó la guerra en Siria, Israel ha llevado a cabo una serie de bombardeos contra objetivos sirios o del Hezbolá.

El domingo, tres milicianos leales al régimen resultaron muertos en un bombardeo israelí contra su campamento en la localidad de Quneitra, en los Altos del Golán. El ejército israelí también se negó entonces a hacer cualquier comentario.

El 13 de enero, Damasco acusó a Israel de haber bombardeado su aeropuerto militar de Mazzé, en el oeste de la capital, provocando incendios. En este aeropuerto están instalados los servicios de inteligencia del ejército del aire.

En 2016, varios misiles israelíes cayeron en los alrededores de esta base militar, según los medios oficiales sirios. También el año pasado el primer ministro, Benjamin Netanyahu, admitió que Israel había atacado decenas de convoyes de armas con destino al Hezbolá.

Además, según el régimen sirio, el aeropuerto de Damasco fue objeto de un ataque aéreo en diciembre de 2014.

Temor por Hezbolá

Israel está preocupado por la presencia en Siria del Hezbolá, uno de sus principales adversarios, que tiene el apoyo de Irán que apoya militarmente al régimen de Bashar al Asad.

El 17 de marzo, Israel y Siria tuvieron su incidente más grave en años. Un ataque israelí cerca de Palmira (centro) contra objetivos que según Israel están relacionados con el Hezbolá provocaron una respuesta antiaérea del ejército sirio y un disparo de misil, interceptado cuando se dirigía hacia territorio israelí.

Los dos países están oficialmente en guerra desde hace décadas. También Israel y Líbano, vecino de Siria, están técnicamente en guerra.

En 2006, el conflicto entre Israel y el Hezbolá, el grupo armado más poderoso de Líbano, dejó mil 200 muertos en este país, la mayoría civiles. Unos 160 israelíes perdieron la vida, en su mayoría soldados.

A su vez, la guerra en Siria ha provocado 320 mil muertos desde 2011. Se ha vuelto cada vez más compleja, puesto que implica al régimen, rebeldes, yihadistas y diferentes fuerzas regionales, así como a potencias internacionales.

Este jueves, una serie de bombardeos contra hospitales de zonas rebeldes provocaron la muerte de 10 pacientes, incluidos bebés en incubadoras, explicó el OSDH.