Universidad Veracruzana cancela entrega de ‘honoris causa’ a Zabludovsky
18 mayo, 2015
«Nuevo Presidente de la FUP milita en el PRI»: Ciudadanos Observando
18 mayo, 2015

El “encabronamiento” social es porque los partidos se hinchan de dinero: Clouthier

A casi tres semanas de la jornada electoral del próximo 7 junio, miles de candidatos hacen campaña para conseguir el voto y apoyo de los ciudadanos. Uno de ellos es Manuel J. Clouthier Carrillo, el sinaloense hijo del emblemático ex candidato panista Manuel Clouthier del Rincón, mejor conocido como “Maquío”, quien busca ser Diputado federal sin afiliación partidista por el Distrito V de su entidad.

Desde Sinaloa, el ex militante del Partido Acción Nacional (PAN) afirma que el principal problema de México es la corrupción organizada y que la clase política y los partidos no entienden que “están jugando con lumbre”, no ven o ignoran “el encabronamiento” de la sociedad, y siguen “hinchándose” de dinero que viene de los recursos públicos, por lo que le hace un llamado a la prudencia y a la responsabilidad.

Considera que la ciudadanía puede corregir sus errores y que si la gente sale a votar el Partido Revolucionario Institucional (PRI) va a perder, pero que “si el pueblo mexicano no sale a votar y se frustra, en lugar de hacer catarsis va a acumular coraje y rencor”.

“El día de mañana, la menor provocación se puede traducir en violencia y eso no lo ven los políticos porque ellos están a todo dar en este país, ellos están hinchados de dinero. Ellos están hablando de millones de pesos que mueven en sus presupuestos y que se roban, y que trafican con influencias, mientras el pueblo está batallando para sacar las cosas adelante”, dijo.

En ese contexto, explica, el panorama para el país es desalentador por la caída en los ingresos petroleros que tendrá repercusiones en el gasto público, la recaudación de impuestos y la deuda, lo que generará un impacto en el crecimiento económico.

“En el paquete económico del Poder Ejecutivo al Legislativo van a venir, sin lugar a dudas, tres opciones: una reducción del gasto público, un planteamiento de incremento en la recaudación y la posibilidad de un aumento en la deuda del Gobierno federal o bien, como dicen en los exámenes de opción múltiple, todas las anteriores. […] Estoy quiere decir que se va a frenar la economía, la economía del país se va a estancar”, aseguró.

Por eso, plantea, se tiene que redistribuir el gasto público y desarrollar medidas de austeridad, lograr que haya medidas de transparencia y rendición de cuentas; así como un verdadero y no simulado combate a la corrupción.

“¿Por qué? Porque en este país nadie va a la cárcel, desgraciadamente, por corrupto; en este país se va a la cárcel por venganza. No porque no sean corruptos. Pero la razón para ir a la cárcel no es la corrupción y tendrían que ir a la cárcel por la corrupción. ¿Por qué? Porque si los recursos van a ser escasos y las necesidades son amplísimas en los mexicanos tiene que combatirse obligadamente la corrupción”, dijo en entrevista telefónica con SinEmbargo.

Clouthier

Manuel Clouthier considera que los políticos no han entendido la dimensión del problema de la corrupción en México. Foto: Cuartoscuro

–¿Cuál es la diferencia entre usted y los otros políticos?

–Primero que yo no soy cómplice. Para poder combatir la corrupción tienes que ser alguien que no sea parte del problema, yo no soy cómplice de la estructura del poder. Yo no tengo nada que defender en términos de protegerme, al contrario, yo llevo la cancha libre para verdaderamente hacer una propuesta de combate a la corrupción, porque lo que siempre nos quieren decir los partidos es que para poder actuar necesitan legislar y eso no es cierto, lo que falta en este país es voluntad. Pero el problema de México no es un problema de corrupción individual  como lo quieren hacer creer ni cultural como lo dice el Presidente [Enrique Peña Nieto], el problema de este país es un problema de corrupción organizada. Ese es el problema de este país. Es decir es una mafia en el poder que se enriquece con los recursos públicos, el tráfico de influencias perjudicando al pueblo mexicano, generando incluso por sistema o por modelo desigualdad.

–¿Esto, consideraría, es la principal razón por la que hay un descontento social por parte de la ciudadanía?

–Sin lugar a dudas. Yo ando en la calle, lo que percibo todos los días es literalmente una molestia, una indignación, un encabronamiento de la sociedad con respecto a la forma en que vive la clase política derivado de la corrupción. La gente está asqueada de la corrupción. Ese es el clamor número uno de este país. Hay que combatir la corrupción.

–Los partidos no han manifestado ninguna claridad en este aspecto…

–Algunos han querido agarrar esas banderas, pero curiosamente son partidos que no lo hicieron cuando fueron gobierno. Al contrario, resulta que yo he venido diciendo que no existe crimen organizado sin apoyo institucional y siempre declare en el periodo del Presidente [Felipe] Calderón [Hinojosa] que era increíble que en el sexenio de la guerra contra el crimen organizado no se combatiera la corrupción que le daba sustento institucional al crimen organizado. En otras palabras en los periodos panistas, en los doce años de los gobiernos federales panistas no hubo una cruzada generalizada contra la corrupción y ahí para combatir el crimen organizado no había que tirar un solo balazo, había que ir a las oficinas de gobierno y meter funcionarios corruptos que apoyan al crimen organizado a la cárcel. Punto. Así de sencillo. Pero se inventan siempre, cuando el gobierno no quiere actuar se inventa siempre que falta legislar, entonces no puede actuar porque no hay leyes. Mentira. En México hay suficientes leyes, lo que falta es respetarlas y hacerlas cumplir y lo que urge precisamente es que en este país se combata la corrupción. Que la voluntad y después perfeccionamos las leyes.

–En términos democráticos, ¿cuál sería el principal problema de México? Porque hay llamados a anular el voto, llamados a que no voten…

–Bueno, lo que se tiene que tener claro es que el gobierno sabe que la gente está muy indignada y muy enojada por lo tanto que si sale a votar, va a perder. Lo sabe. Entonces la estrategia del sistema es que la gente no salga a votar y eso es lo perverso de este país, cómo va a ser posible que un partido, un gobierno, no quiera que la gente vote cuando la ley dice que la chamba de los partidos, que son entidades de interés público, es ser promotores de la participación ciudadana en la vida pública. Pero, ¿por qué ellos no quieren que vote la gente? Porque les va a ir mal y lo van a hacer por todos los medios, entonces vamos escuchar el ‘todos son iguales’, el llamado al ‘qué le hace que no votes’, ‘que no se puede hacer nada’, incluso tiene señalamientos hasta del Presidente de la República diciendo que el problema de la corrupción es cultural, o sea no se va a resolver por medio de la vía legislativa, es lo que está diciendo. Son puros llamados a sembrar desesperanza, porque no acaban de entender que el slogan vacío de ‘Mover a México’, es un slogan vacío sin esperanza, lo que necesita el pueblo mexicano es tener esperanza, no un pueblo enojado y sin esperanza.

 LAS CANDIDATURAS INDEPENDIENTES

Clouthier Carrillo es uno de los impulsores de que las candidaturas independientes sean hoy una realidad. Gracias a las negativas que recibió cuando se postuló como candidato sin partido a la Presidencia de la República en 2012; hoy en día el derecho está reconocido en la Constitución de los Estados Unidos Mexicanos.

Para el candidato, el principal problema de este derecho deriva de un gran desconocimiento de la sociedad sobre las candidaturas independientes, debido a que el Instituto Nacional Electoral (INE) no ha divulgado la figura y no ha dicho a los mexicanos que es la primera elección en la que puede votar por un candidato independiente.

“El hecho de que las candidaturas independientes sean una realidad en el país significa que tenemos derecho a tres cosas los candidatos independientes: a hacer campaña, tenemos derecho a prerrogativas y tenemos derecho a aparecer en la boleta; es decir que nuestro nombre ya va a aparecer en la boleta”, dice.

Pese a eso, asegura, va extraordinariamente bien y la gente ha recibido muy bien tanto la iniciativa como a él mismo como persona y a su trayectoria, aunado a que el hecho de ser hijo de “Maquío” también les ha estado ayudando.

“Yo estoy dedicado de tiempo completo, desde la mañana hasta la tarde y noche a estar dedicado a convencer a la ciudadanía. Ese es el trabajo que yo estoy haciendo y lo estoy haciendo de manera personal, de manera directa, con una campaña de las tres eses, que es la de suela, sudor y saliva”, plantea.

Además de trabajar intensamente han estado utilizando intensamente las redes sociales. Cuenta con más de 26 mil seguidores en Facebook y está entre los diez personajes de la clase política con mejor manejo de redes sociales.

–¿La prueba final de las candidaturas independientes será hasta el 7 de junio?

–Bueno, las candidaturas independientes ya son una realidad en el país. Tenemos ya reconocido ese derecho a nivel constitucional. Existe una ley y van a aparecer ya en la boleta los candidatos independientes. Esto significa que es un derecho de los mexicanos, un derecho de los mexicanos no partidistas. En 2012 todo mundo me dijo que no se podía incluso los periodistas me decían que no se podía. […] Y hoy las candidaturas independientes son una realidad, son un derecho de los mexicanos. Esta elección de 2015 es demasiado importante por tres cosas: se debate en 2015 el México del pasado con el México del futuro, se debate si tendremos un Congreso cómplice o un Congreso con contrapeso y se debate si será o no importante para los ciudadanos las candidaturas independientes que hoy en 2015 después de 69 años. Ese es el debate que hoy está en juego en esta elección de 2015.

–Al decir “el México del pasado con el México del futuro”, ¿a qué se refiere?

–Ese es el juego de vencidas que está ahorita en nuestro país. Empezaremos a construir el México del futuro o vamos a tener un retroceso autoritario como ya lo estamos evidenciando en muchas áreas. Vamos a consolidad un modelo pasado, un modelo retrogada, un México del pasado mafioso literalmente, del pasado o vamos a empezar a construir el México del futuro.

-¿Cuál sería el México del futuro?

–Pues el México del futuro tiene que ser un México verdaderamente democrático, tiene que ser un México de instituciones, tiene que ser un México con un verdadero Estado de Derecho donde el tráfico de influencias y el conflicto de intereses se combata, se sancione. Tiene que ser un México donde precisamente el sistema judicial imparta justicia y no ser un sistema como actualmente en México donde lo más escaso en este país es la justicia que siempre se le subordina a una lucha de poder o político o económico. Entonces el México del futuro tiene que ser el que todos anhelamos, el que todos queremos ser parte y queremos ser beneficiarios del mismo. No un México que genera inequidades e inigualdades porque nomás beneficia a los grupos del poder.

Para Clouthier, la lucha en México no es como la quieren vender, como si fuera una lucha de ricos contra pobres. “La lucha en México es de ciudadanos, es de ricos que se enriquecen a costa de los recursos públicos y del poder, pero robándole al pueblo. Robándole la esperanza, robándole su dinero y robándole las oportunidades a las que el mexicano tiene derecho”.

Con Información de Sin Embargo