Francia, conmocionada tras incendio en Notre Dame
16 abril, 2019
PRI ha resentido la derrota más grande de su historia: Moreno
16 abril, 2019

Advierten en Guerrero que derribarán helicópteros que fumigan amapola

Habitantes de poblados del municipio de Heliodoro Castillo demandaron al gobierno que deje de fumigar los plantíos de amapola, y entregue proyectos productivos para acabar con la pobreza. Foto: Sergio Ocampo

Sergio Ocampo Arista

Heliodoro Castillo, Gro. Comisarios y habitantes de comunidades pertenecientes al municipio de Heliodoro Castillo, enclavadas en la Sierra Madre del Sur, advirtieron a la Secretaría de la Defensa Nacional que derribarán los helicópteros que vayan a fumigar los campos de amapola.

“No nos oponemos a eso, pero que lo hagan por tierra, y que además nos traigan proyectos productivos”, dijo uno de los comisarios.

Hasta la cancha del poblado de Campo Morado, del municipio mencionado, llegaron los comisarios apoyados por pobladores de las comunidades Pueblo Viejo, Pandoloma, Tejamanil, El Renacimiento, La Aurora, Saucitos, Chilpancinguito, El Durazno, Agua Zarca, San Vicente, Capulines, Puerto Gallo, El Frío, El Zancudo, y La Junta, entre otros, para denunciar la pobreza en que se encuentran”.

Los comisarios manifestaron que cerca de 15 mil ciudadanos, viven en estas comunidades, no tienen de qué vivir “y por si fuera poco ahora el Ejército (mexicano) viene y nos fumiga los cerros, en donde en algunos lugares se siembra amapola, pero en otros está dañando los ríos y los árboles”.

Dijeron que uno de los cerros más afectados es el conocido como Teotepec. “El problema es que ahí nacen los ríos Papagayo, Atoyac, y el Papanoa, que ahora están contaminados, y que son los principales ríos de la entidad”.

Cabe mencionar que en el camino de 63 kilómetros de terracería, que va de la cabecera municipal de Heliodoro Castillo a Campo Morado, se encontraron al menos cuatro camionetas con habitantes de estos poblados de la sierra que abandonaban sus comunidades por la violencia y la pobreza.

Los ciudadanos de los pueblos de la sierra se quejaron que no les han pagado diversos programas como El Procampo, de Adultos mayores, y las becas escolares, además de que faltan medicinas y maestros.

JSL
JSL