Localizan cementerio clandestino en Guerrero
23 diciembre, 2018
Llega a Guatemala cuerpo de menor fallecida en EU
23 diciembre, 2018

Airada discusión entre diputados de oposición y Morena por PEF 2019

Diputados de Morena se instalan en la mesa directiva del recinto para evitar que el PAN tome la tribuna. Foto Jesús Villaseca

Enrique Méndez y Roberto Garduño 

Ciudad de México. Enardecidos, descompuestos en sus formas y modos de aceptarse como minoría en el Congreso Federal, los diputados del PAN y PRI fallaron en su intento de alargar la negociación del presupuesto hasta el jueves o viernes de la semana próxima: “¡Son unos títeres!”, gritaban a los representantes de Morena quienes defendían el contenido del dictamen de presupuesto de egresos federal (PEF) para el año 2019.

Durante la reunión de la Comisión de Presupuesto de la Cámara de Diputados, preparatoria del dictamen que habrá de llevarse a pleno legislativo en unas horas, la ruptura del viejo esquema de reparto del gasto anual, en el que anteriormente se atendían las clientelas de los partidos gobernantes y se daba respuesta a las exigencias de sus organizaciones adherentes, sobre todo del sector campesino, el presidente de ese grupo de trabajo, Alfonso Ramírez Cuéllar, consiguió bajar la intensidad de panistas y priistas permitiéndoles su desahogo, ante su anticipada inminente derrota en el pleno cameral.

La preocupación de los diputados de ambas fuerzas porque no habrá recursos para los moches, ni para los programas clientelares que les daban fuerza en distintos sectores de la sociedad, como el campesino, les llevó a presentarse al pleno de la Comisión del Presupuesto, a pesar de no formar parte de ella. Panistas y priistas se acercaron al salón “C” de protocolo para acompañar a sus correligionarios que defendieron con todo tipo de argumentos, algunos de ellos pueriles y ofensivos el viejo esquema de reparto de los recursos que favorecía la continuidad clientelar y de control de programas.

Durante dos horas en las que sesionó la Comisión de Presupuesto panistas y priistas reprocharon a la fuerza mayoritaria que integran Morena, PES y PT, porque la unión de los tres les conseguirá los votos necesarios para votar el presupuesto.

Pablo Gómez, vicecoordinador de Morena, les recordó que a lo largo de la historia resiente tanto el PRI como el pan se aprobaban los presupuestos que enviaba el Ejecutivo Federal respectivo.

¡Entonces no nos necesitan!, gritaron desde el bando panista. Y la respuesta de Gómez fue clarificadora: “tanto como ustedes quieran”.

Para entonces la priista Sylvia Garfias comenzaba a enardecerse: “queremos conocer el proyecto de gobierno. El proyecto de gobierno decía que iban a bajar las gasolinas, que iban a bajar el gas; esto es una burla, espetaba fuera de si.

Pablo Gómez supo colocar el dardo, “terminemos como se terminan las discusiones en cualquier parlamento, ¡votando!”.

Al salón, donde se realizaba la sesión del grupo de trabajo, continuaron llegando diputados panistas y priistas. Incluso le abrieron espacio a Juan Carlos Romero Hicks, el lider de la bancada blanquiazul.

Fernando Galindo Favela, quien fue subsecretario de hacienda en el pasado gobierno, y fue uno de los funcionarios que imponían los plazos, los ritmos y los números en el presupuesto, ahora resultó en un defensor de la atribución exclusiva de la Cámara por aprobar el presupuesto, sin intervención de hacienda.

Ese tipo de incongruencias fueron las manifestadas hoy en la Comisión de Presupuesto. Así, Galindo Favela, el otrora autor de buena parte de los paquetes económicos del sexenio pasado, reprochó: “mil 139 proyectos de infraestructura, que sumaban más de 60 mil millones de pesos, sólo se autorizó uno de 150 millones de pesos, que nos traten con dignidad. ¿cuál fue la lógica? ¿de qué se trata?

“En esta tónica, tanto panistas como priistas se aplaudían y ovacionaban entre si, intervenciones tales como los de Galindo Favela. Jorge Luis Preciado, el fallido candidato a gobernador de Colima, del lado panista, abrió su intervención denostando el derecho a la mayorías a ganar votaciones en el Congreso: “entiendo que van a mayoritiar, de eso no tenemos duda”. Nos están atropellando, no nos dan la oportunidad de revisar. No se puede discutir sobre las rodillas”.

La que de plano se voló la barda fue la priista Sylvia Garfias, quien no dejaba de vociferar para reprochar a los diputados que defendían el paquete económico. Hasta les dijo que eran unos títeres.

“Están en la vanidad legislativa, en el esplendor de que pueden avasallar”.

Y sin recato la emprendió contra un diputado (del que se omite su nombre, por el tono de la diputada): “cuál es su coeficiente intelectual por haber analizado el proyecto tan rápido. A usted se lo mandaron, porque a usted se lo toman en la Secretaría de Hacienda como un títere”.

Lo que ignora la diputada del PRI, Sylvia Garfias, es que en los anexos del presupuesto, aparece en las últimas cuatro páginas, el anexo 31 donde se describen a detalle las adecuaciones aprobadas en el dictamen de la Comisión de Presupuesto, cuya lectura no lleva más allá de 10 minutos.

Quien sí se encontraba furibundo era el diputado del PAN Miguel Ángel Riggs, de Chihuahua, quien en un desplante le arrebató el micrófono a Pablo Gómez, cuando el morenista tenía concedido el turno para hacer uso de la palabra. Enrojecido reprochó al asistente en la Comisión, “no seamos ingenuos, no porque algunos están aquí desde los años setentas (del siglo pasado) México no ha cambiado, México ha cambiado, y ahora nos vienen a decir que lo saben hacer, cuando en el papel no lo saben hacer”.

Con esa profundidad intelectual continuó la sesión de la Comisión.

Por Morena Miguel Pavel Jarero, describió la presión que ejercían desesperados panistas y priistas, ante los estertores del viejo sistema de negociación presupuestal: “los que estamos aquí ya estamos muy correteados, para que nos anden espantando con el petate del muerto. Ahora por supuesto que no van a ser los mismos programas, y aquí las mayorías se ejercen. Acepten que hay una nueva realidad política en el país”.

Eso desquició a los panistas y priistas que al unisono le endilgaban “eres un títere, eres un títere”.

Alfonso Ramírez Cuéllar, el presidente de la Comisión, cedió la palabra a Juan Carlos Rometo Hicks. El ex rector de la Universidad de Guanajuato y también gobernante panista en ese Estado, muy a su estilo, trató de pronunciar un mensaje distinto a lo que se había escuchado en la reunión: es el momento de la dignidad republicana. Lo que estamos viendo es inaudito e inaceptable. En otras épocas teníamos aquí a un equipo de la Secretaria de Hacienda negociando ¡no podemos permitir una intromisión del Poder Ejecutivo!”.

Cesaba la presión que los priistas y panistas pretendieron ejercer en la Comisión, se difuminaba la intentona de prolongar la negociación del PEF 2019 hasta el jueves o viernes de la próxima semana.

Óscar González Yáñez, del PT, con su experiencia en las lides legislativas distendió las quejas del bloque PRIAN. “No tiene sentido estar aquí calificando a otros compañeros. El presupuesto no alcanza para todo. Yo confío en la conducción de Alfonso Ramírez Cuéllar. Pediría que se atiendan todas las dudas y que pasemos a tomar un acuerdo”.

La catarsis que propició Ramírez Cuéllar permitió que al someter a votación la propuesta para un receso de dos horas y media se aprobará, la mayoría, incluidos panistas y priistas, la aceptó.

Así en las próximas horas la Comisión reanudará sus trabajos, donde se someterá el contenido del dictamen a votación en general, y una vez que esto ocurra las observaciones en lo particular llevarán al pleno cameral para que éste las procese esta noche y la madrugada de mañana.

JSL
JSL