Televisores, teléfonos y videojuegos, entre lo más ofrecido al comenzar el Buen Fin
Televisores, teléfonos y videojuegos, entre lo más ofrecido al comenzar el Buen Fin
19 noviembre, 2016
Guerrero: comando secuestra a 12 personas
Guerrero: comando secuestra a 12 personas
19 noviembre, 2016

Edil pudo salvar a víctimas de zetas en Allende; nada hizo

Edil pudo salvar a víctimas de zetas en Allende; nada hizo

Leopoldo Ramos, corresponsal

Saltillo, Coah. Como alcalde de Allende, el panista Sergio Lozano Rodríguez, preso desde el jueves en el penal de Piedras Negras, supo con tres días de anticipación de la irrupción de Los Zetas en ese municipio del norte del estado, de donde sacaron de sus viviendas a por lo menos 28 personas y las asesinaron e incineraron en ranchos cercanos, señala la Subprocuraduría para la Investigación y Búsqueda de Personas no Localizadas en Coahuila.

El Ministerio Público también tiene testimonios de habitantes de Allende de que el ex funcionario recibía con frecuencia en la forrajera de su propiedad al jefe de la banda de Los Zetas en su municipio, Germán Zaragoza Sánchez, El Canelo, quien hace una semana fue condenado a 80 años de cárcel por secuestro agravado, como parte de las investigaciones por la desaparición masiva de personas en Allende.

Hay diversos testimonios durante el desarrollo de las diligencias; se llega al conocimiento de que esta persona tenía datos que pudieran haber podido evitar el secuestro de las víctimas. Es una omisión, ocurre al dejar de hacer algo, que existe cierta permisibilidad. Consideramos dentro de la indagatoria que hay suficientes elementos para atribuirle una conducta de omisiva de estos hechos, dijo el subprocurador José Ángel Herrera.

“En Allende todos conocían a Germán Zaragoza y sabían que era el jefe de Los Zetas en el municipio y también todo mundo veía a diario la camioneta de Germán afuera de la forrajera del alcalde”, dijo una fuente cercana a la investigación. El Canelo fue detenido junto al ex policía municipal de Allende Fernando Hernández Reyes, quien también hace una semana recibió condena de 75 años de prisión.

“El 25 de mayo de 2011 la Subprocuraduría para la Investigación y Búsqueda de Personas no Localizadas en Coahuila inició averiguación previa penal por el delito de secuestro cometido en agravio de diversas familias de apellidos Garza, Moreno y Villanueva, por hechos ocurridos los días 18, 19 y 20 de marzo de 2011 en Allende, Coahuila, y perpetrados por integrantes del cartel de Los Zetas”, informó.

En un comunicado, la Procuraduría General de Justicia del Estado indicó que en la averiguación previa “se advierte que el ex alcalde de Allende, Coahuila, tuvo conocimiento de que personas pertenecientes al grupo delictivo de Los Zetas, el 20 de marzo de 2011 allanaron un domicilio de la familia Garza, donde con lujo de violencia privaron de la libertad a tres integrantes para trasladarlos al rancho conocido como Los Garza, ubicado en la carretera Allende-Villa Unión; consintiendo el ex alcalde estos actos, ya que se encontraba en el exterior de su domicilio, frente al domicilio de la familia Garza.

“Además, previamente a la comisión de estos hechos tuvo conocimiento de que los mismos iban a ocurrir, toda vez que el ex alcalde y otro funcionario de ese momento tuvieron una reunión con el grupo delictivo de Los Zetas, quienes les informaron sobre los ilícitos que iban a realizar los subsecuentes días, donde acordaron no intervenir para facilitar su comisión. En su calidad de servidor público, Sergio Alonso Lozano Rodríguez tenía el deber jurídico de actuar en función de su cargo, como es velar y preservar la seguridad pública”, señaló la dependencia.

Agregó que de esos hechos en Allende en marzo de 2011, el Ministerio Público tiene conocimiento de 28 víctimas mortales, cinco de ellas mujeres; todos fueron sacados de sus viviendas y asesinados en ranchos de la región, uno identificado como Tres Hermanos.

Si bien hay versiones de vecinos de Allende sobre la desaparición de más de 300 personas, el subprocurador aseguró que se trata de 28 muertos y un menor de edad localizado con vida en otro estado de la República y actualmente se encuentra con su familia.

Con ayuda de los policías locales y de la autoridad municipal, Los Zetasdestruyeron y saquearon 34 viviendas. Muchas de las familias tenían dos propiedades, por eso no corresponde el número de casas y el de las víctimas, aclaró.

También dijo que ante la irrupción de ese cártel en Allende, municipio de 22 mil habitantes, algunas personas tuvieron la oportunidad de irse a otro lugar, muchas están en el extranjero, otras están en el interior del estado; estoy hablando de alrededor de 15 personas que se tuvieron que desplazar a raíz de estos hechos.

Órdenes de aprehensión

La Procuraduría General de Justicia del Estado consiguió 24 órdenes de aprehensión contra 16 personas; siete son integrantes de Los Zetas y nueve policías municipales que participaron en el secuestro, desaparición y asesinato de las víctimas.

Del total de órdenes de aprehensión, la subprocuraduría cumplimentó 18 y está en proceso una más, en contra de un miembro de ese cártel detenido en una cárcel de migración en Chicago, donde enfrenta el proceso de extradición que solicitó el gobierno mexicano.

En tanto, Lozano Rodríguez, detenido el jueves después de las ocho de la mañana al salir de su casa, fue llamado este viernes por el juez penal de Piedras Negras que sigue su caso, pero se negó a emitir la declaración preparatoria.