Dan 10 años de cárcel a Granier por peculado
1 marzo, 2018
‘La forma del agua’, máxima nominada en los Óscar
1 marzo, 2018

Golpean militares a reporteros en Chihuahua, acusa diario

El diario ‘El Sol de Parral’ acusó a elementos de la Sedena de golpear y someter a la fuerza a tres de sus reporteros para impedir que realizarán su trabajo. Foto tomada de www.elsoldeparral.com.mx

Rubén Villalpando, corresponsal 

Ciudad Juárez, Chih. Tres reporteros del periódico El Sol de Parral fueron golpeados por militares que pretendían ingresar en una propiedad, ubicada en la zona centro del municipio Parral.

Así lo denunció el propio medio, que detalla que “los tres trabajadores de esta casa editora fueron golpeados por militares para impedir que realizaran la labor de cobertura periodística, cuando los elementos castrenses pretendían entrar a una propiedad”.

Además, denuncian “que los uniformados se llevaron cuatro celulares y dos identificaciones oficiales que les quitaron luego de golpearlos y someterlos por la fuerza”.

La agresión se registró aproximadamente a las tres y media de la madrugada de hoy, en la calle Ricardo Flores Magón de la zona centro, donde un grupo de elementos con vestimenta militar y armas con matrículas del ejército, acordonaron la calle Godofredo Sarvide, cerca de donde se encuentra una sucursal de las farmacias Guadalajara y frente al hotel West Bestern La mina.

El movimiento se realizó a tres calles de las instalaciones de El Sol de Parral, por lo que de inmediato se realizó la cobertura del incidente. Al lugar llegaron tres empleados de esa firma editorial.

En el sitio, la disposición de cintas amarillas, oficiales, impedían el tránsito por la calle, y más allá se encontraban por lo menos cinco vehículos y unos veinte elementos.

Desde ese lugar se escuchaban golpes sólidos, al parecer a un portón, el cual trataban de derribar. Desde la línea amarilla un reportero realizó algunas tomas fotográficas con su teléfono celular, lo que bastó para que un grupo de seis uniformados se dirigieran hacia él y lo despojaran de su equipo de trabajo, además de maltratarlo verbalmente.

Otros soldados se dirigieron de igual modo a los acompañantes –empleados también de la empresa de comunicación— obligando a uno de ellos a hincarse.

En esa posición los uniformados le apuntaron con sus armas y le propinaron golpes en repetidas ocasiones, tanto con la culata como con el cañón del rifle, además de propinarle patadas, hasta causarle una herida de varios centímetros en la cabeza, además de múltiples contusiones en las costillas.

JSL
JSL