Jubilados mexicanos, entre los peor pagados en el mundo
Jubilados mexicanos, entre los peor pagados en el mundo
12 abril, 2016
Reservas rompen racha de alzas y caen en 4 mdd
Dólar se vende en 18 pesos en el AICM
12 abril, 2016

Miles de ganaderos desertan por los altos costos

Miles de ganaderos desertan por los altos costos

Por Matilde Pérez U.

Ciudad de México. Los pequeños y medianos ganaderos encendieron los focos rojos. El año pasado cuatro mil abandonaron la actividad y 50 mil vacas fueron sacrificadas pues no pudieron hacer frente a los altos costos de producción y los bajos precios de la leche, dijo Vicente Gómez Cobo, presidente de la Federación Mexicana de Lechería (Femleche).

Sólo en lo que va de este año, mil dejaron la actividad y los que continúan tienen que sacrificar cada semana una de sus vacas para poder pagar al veterinario, para comprar el alimento de los animales y al poco personal que tienen para ayudarlos. «Es una situación insostenible, que se agudiza por la especulación que se ha desatado luego del anuncio de Liconsa del recorte de 542 millones de pesos a su presupuesto y el anuncio de que dejará de adquirir 600 mil litros diarios de leche», abundó en conferencia de prensa.

Las familias de los ganaderos están desesperadas, pues además de la caída internacional del precio de la leche en polvo -que pasó de 4 mil 700 dólares la tonelada en 2014 a mil 700 dólares en abril de este año- en el mercado interno también hay una debacle del precio pues por el sobrante de un millón 200 mil litros, a los pequeños productores se les paga 2.50 a tres pesos por litro.

Consideró «ilógico» que se esté sacrificando al productor nacional con las importaciones de leche, mientras los indicadores internacionales establecen que los países deben fortalecer su producción ya que se prevé que en el año 2050 no habrá leche suficiente en el mundo para cubrir la demanda.

México, abundó, puede incrementar la producción, pero es urgente que se establezca una sola ventanilla para atenderlos, pues actualmente deben recurrir al menos a cinco secretarías de Estado para que sus demandas sean atendidas.