uber
“Fuera Uber, piratas”, claman taxistas en Uruguay
13 noviembre, 2015
SCJN
Persiste trato violento y discriminatorio contra la mujer: SCJN
13 noviembre, 2015

Milicia y Justicia / Incierto, proceso de legalización de la mariguana

mariguana

La SCJN falló a favor del amparo del uso lúdico de la mariguana para cuatro personas que los solicitaron, el 4 el noviembre. Foto La Jornada

Por Jesús Aranda

El largo camino para legalizar la mariguana

El presidente Enrique Peña Nieto ya dijo que, personalmente, está en contra de la legalización del uso lúdico de la mariguana, pero que su gobierno llevará a cabo una amplia consulta sobre el tema; los jerarcas católicos ya dijeron que se oponen a que la mariguana se legalice; el Ejército Mexicano no se ha pronunciado al respecto, pero es un secreto a voces que para las fuerzas armadas, la eventual legalización de la hierba representa una afrenta para los miles de soldados y marinos que combaten diariamente el tráfico de drogas a lo largo y ancho del país.

Si el presidente, el clero y los militares no apoyan la decisión de la primera sala de la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) que concedió cuatro amparos para el uso lúdico y siembra de la cannabis, entonces ¿qué futuro tiene su eventual legalización más allá del discurso oficial de analizar a fondo el tema?

No olvidemos que a partir del 30 de noviembre próximo, la ministra Olga Sánchez Cordero -al igual que Juan N. Silva Meza- deja su cargo en el máximo tribunal y que quien ocupe su cargo se integrará a la primera sala, la cual necesitará de por lo menos cuatro de cinco votos para avanzar hacia la declaratoria de inconstitucionalidad los artículos de la Ley de Salud que señalan que el consumo de mariguana es ilícito.

Lo anterior, será tomado en cuenta por Peña Nieto al momento de conformar la terna de candidatos para sustituir a Sánchez Cordero que enviará al Senado, porque un voto más en contra de la concesión de los amparos -Jorge Pardo Rebolledo votó en contra- frenaría, al menos, el proceso jurídico tendiente a permitir el uso recreativo de la droga.

La Suprema Corte, una reforma necesaria

Aprovechando que la SCJN está convertida en el foco de atención de la clase política -por otorgar cuatro amparos para el consumo lúdico y siembra de mariguana y porque dos ministros dejan su cargo el próximo 30 de noviembre-, es tiempo de que el Congreso revise el número de votos necesarios (en pleno y en salas) para invalidar una norma.

Pareciera un problema menor, pero cada vez es más frecuente que los ministros sesionen sin estar integrados completamente y esto, ya ha tenido consecuencias jurídicas importantes.

Ya sea porque están de vacaciones -cuando los ministros que se quedan en la Comisión de Receso en vacaciones de fin de año o de verano, reponen sus días feriados cuando la Corte trabaja normalmente-, porque están de comisión oficial -ésta semana, Juan N. Silva Meza y Alberto Gelacio Pérez Dayán no asistieron por estar en España en una misión oficial- o simplemente porque están enfermos, como fueron los casos de los extintos ministros Humberto Román Palacios o Sergio Valls Hernández, quienes padecieron de enfermedades prolongadas que los alejaron por semanas de las sesiones.

De acuerdo con la ley, el pleno necesita el voto de ocho ministros para invalidar una ley -en acciones de inconstitucionalidad-.

Si están los once ministros presentes, parecería que es una disposición razonable; pero si están presentes diez, nueve u ocho ministros, las dificultades para invalidar la norma se incrementan.

En varias ocasiones ha sucedido que muchos artículos, de diferentes leyes, quedan vigentes porque no se alcanzaron los votos para anularlos. El último caso fue ésta semana, cuando el pleno se quedó a un voto de invalidar disposiciones inequitativas que afectarán a los candidatos independientes en Veracruz.

En las salas, se necesitan cuatro de cinco votos para que un artículo considerado inconstitucional pueda ser declarado inválido, después de cinco amparos consecutivos en el mismo sentido y con la misma votación.

Pero, ¿qué pasa si sólo hay cuatro togados en la sesión de sala?

Hay quienes plantean que se modifique la ley para que, el número exigido para anular una ley disminuya si el pleno no está integrado completamente.

Podría ser que por cada ausente se reduzca una unidad la votación mínima exigida.

Más críticas al Canal Judicial

Nos cuentan que la directora del Canal Judicial, Magdalena Acosta recibió duras críticas en la Suprema Corte, debido a la negligencia con la que actuó la semana pasada, al no preveer la importancia que tendría la sesión de la primera sala, cuando discutió el amparo sobre la legalización de la mariguana.

Parece que la funcionaria no hizo ninguna gestión para transmitir la histórica sesión y que de esa forma, el Canal Judicial desaprovechó una oportunidad importante para darse a conocer al público en general.

Lástima, el asunto causó una gran expectativa y hubiera sido mejor seguir una transmisión por éste medio, con una producción televisiva adecuada, en lugar de ver la transmisión a través de la televisión privada.

Después de las demandas por acoso laboral y sexual que originaron la salida del anterior director del Canal Judicial, hubo trabajadores de otras áreas que creyeron que con la llegada a la presidencia del ministro Luis María Aguilar, la limpia abarcaría otras áreas del máximo tribunal -como el área de visitas guiadas-.

Sin embargo, conforme pasa el tiempo la esperanza se está convirtiendo en decepción, porque la Contraloría de la Suprema Corte sigue sin entregar resultados de sus indagatorias sobre presuntas acciones ilícitas de funcionarios y ex funcionarios del máximo tribunal.

@jaranda24